Según los testimonios de la época, Cayo Julio César (100 a. C. - 44 a. C.), dueño absoluto de la República romana, perdió una vez el conocimiento sin razón aparente en pleno campo de batalla. 

En otra ocasión, mientras aclamado por la multitud en el Senado, permaneció sentado, completamente mudo y con los ojos fijos mirando al vacío, tras lo que después tuvo que ser atendido por temblores y vértigos. 

Además, hacia el final de su vida, se hundió en una profunda depresión. 

Los médicos de la época se vieron totalmente superados ante una serie de síntomas que no comprendían. 

¿Cansancio? ¿Sobrecarga? ¿Fiebre? ¿Fueron crisis de epilepsia? Incluso se llegó a considerar que hubiese podido contraer malaria. 

Establecer un diagnóstico certero llevó nada menos que 2.000 años. En realidad, tal y como descubrieron hace poco unos investigadores ingleses, Julio César sufría accidentes cerebrovasculares (ACV) transitorios de repetición. (1) 

Cuando los síntomas que sufrió Julio César se repiten sucesivamente o se dan al mismo tiempo, hoy en día ponen en alerta a cualquier médico. 

Se trata de accidentes vasculares muy pequeños en el cerebro, de los que incluso podemos no llegar a darnos cuenta. No obstante, van dejando secuelas. 

Hoy día los médicos saben que este problema de salud es algo mucho más frecuente de lo que siempre se había creído, y que podría explicar algunos trastornos que hasta la fecha parecían inexplicables.

Accidentes discretos, pero peligrosos

Los accidentes isquémicos transitorios como los que sufría Julio César son un tipo particular de accidente cerebrovascular; interrumpen la circulación de la sangre en el cerebro pero muy brevemente, interpretándose por ello normalmente como un malestar pasajero. 

Esa es la razón por la que hablamos de “ACV silenciosos”. Más del 20% de la población con más de 60 años ha sufrido alguno de estos “episodios relámpago”, aunque la mayoría lo ignore. 

Pero este es el mensaje que debe quedarle: hay que tomarse muy en serio este tipo de sucesos, ya que con frecuencia van asociados a trastornos cognitivos y pérdidas de memoria y aumentan entre un 10 y un 20% el riesgo de sufrir un nuevo ictus en los tres meses siguientes

Este es uno de los datos sobre los ACV que va a poder leer en el artículo especial que Salud AlterNaturadedica a este tema en su nuevo número. En él descubrirá motivos para alarmarse pero, sobre todo, soluciones para prevenirlos e incluso para recuperarse si usted ya ha sufrido alguno. 

Además, hay un hecho dramático que debe conocer. Y es que algunos medicamentos que se prescriben para prevenir los ictus y sus recaídas aumentan en realidad, por paradójico que resulte, el riesgo de padecerlos.

  • Los anticoagulantes o antivitamina K deterioran las arterias y aumentan el riesgo de sufrir un ictus, en vez de disminuirlo. 

  • Las estatinas vuelven más frágil la pared de las arterias y aumentan el riesgo de ACV hemorrágico. 

  • La aspirina tomada regularmente multiplica por 2,5 los riesgos de sufrir degeneración macular asociada a la edad (DMAE).

  • Los antiagregantes plaquetarios, los “best-seller” de la industria farmacéutica, son vendidos a un elevado precio a pesar de que existe una alternativa también eficaz y casi gratuita.

Entonces, ¿qué se puede hacer? Afortunadamente la naturaleza es generosa y contamos con alternativas naturales a algunos de estos medicamentos. En el nuevo número de Salud AlterNatura encontrará toda la información que necesita (dosis, posologías…), además de muchas otras soluciones para prevenir los accidentes cerebrovasculares. 

Y si ya se han sufrido, una buena noticia: el cerebro tiene una propiedad, la neuroplasticidad, que le permite repararse a cualquier edad. Cuando algunas neuronas resultan dañadas por un ictus (por ejemplo, las que controlan el habla), otras nuevas pueden sustituirlas y otras más, ya existentes, pueden asumir su papel. 

En este ejemplar le contamos qué 4 cosas debe hacer y tomar para lograr una buena recuperación tras un ACV

Pero eso no es todo.

La musicoterapia funciona, la ciencia lo ha confirmado

¿Conoce usted la canción húngara Gloomy Sunday

Szomorú Vasárnap es su título original y Domingo siniestro sería su nombre en español. 

Es una canción triste y melancólica y, mientras sonaba en las emisoras de Budapest, una ola de suicidios recorrió la ciudad. 

Al percatarse de la coincidencia, las autoridades decidieron prohibir su difusión en la radio. De hecho, la cadena BBC británica la prohibió durante décadas. Incluso el compositor de la canción, Rezső Seress, años después también puso fin a su vida arrojándose desde una ventana en su casa. 

Esta historia es una de las increíbles demostraciones del efecto tantísimas veces subestimado de la música sobre la salud

Usted me dirá: “¡Por supuesto, si somos sensibles a ella, una melodía triste nos pondrá tristes y, una alegre, contentos!” 

Y yo debo decirle que eso es cierto. Pero la clave está en saber que la explicación a este fenómeno es de orden biológico, ¡y que puede tener unos efectos espectaculares

Espectaculares para lo malo (como en el caso de la triste canción húngara), pero también para lo bueno e incluso para lo mejor… como por ejemplo ayudando en la lucha contra el cáncer y otras enfermedades. 

Se sorprenderá al conocer en Salud AlterNatura en qué medida efectivamente la música es capaz de influir en nuestras células y proteínas y, en definitiva, en nuestra salud

Emmanuel Duquoc, uno de nuestros colaboradores, le explica el proceso que viven niños, hombres y mujeres en su batalla contra el cáncer contando con unos aliados inesperados: ¡la música y el canto! 

Pero, por favor, no ponga en mi boca cosas que yo no he dicho. Por supuesto no estoy diciendo que cantar cure el cáncer, ni que lo haga la música por sí sola. Lo que estoy diciendo (y no lo digo yo, sino más de una decena de investigaciones recogidas en publicaciones científicas de primer nivel), es que la música tiene unos efectos fisiológicos reales y tangibles. Y que por lo tanto pueden ayudar en la recuperación de enfermedades con resultados concretos. 

No puedo adelantarle más. Lo que sí puedo hacer es invitarle a que descubra toda la información, bucee en las referencias científicas si lo desea y saque sus propias conclusiones y aprendizajes. 

En este nuevo número de Salud AlterNatura encontrará muchos más temas que le impactarán y de los que podrá obtener beneficios concretos para su salud y la de sus seres queridos.

Por qué no debería aceptar una invitación a cenar de Derek Nance

Si recibe una invitación para cenar en casa del estadounidense Derek Nance, quizá no debería aceptarla. Al menos si no conoce antes la extraña dieta que sigue, 100% carnívora… ¡y sin cocinar la carne! 

Estamos en unos tiempos en los que el vegetarianismo y el veganismo seducen cada vez a más gente, y en la que ha aumentado (afortunadamente) la conciencia y preocupación por las condiciones en las que viven y son sacrificados los animales destinados a la alimentación. Entonces, ¿por qué recogemos este mes la historia del Sr. Nance en Salud AlterNatura

Desde hace casi una década se alimenta exclusivamente de carne cruda

Sí, ha leído bien: no come otra cosa más que carne sin cocinar. Ni una sola fruta o verdura; ni una mísera legumbre o un trozo de queso. 

Este joven, ¿mata y devora animales crudos por placer? Por supuesto que no. 

¿Vive en pleno desierto o como un animal salvaje, sin tener nada más que llevarse a la boca que los animales que encuentra? Pues no. 

¿Es el gurú de una nueva moda basada en la alimentación? ¡Afortunadamente tampoco! 

Lo que le ocurre a Derek Nance es que sufre una intolerancia alimentaria muy rara a prácticamente todos los alimentos conocidos… a excepción de la carne cruda. 

Detrás de lo curioso y chocante que esconde este caso, surgen algunas preguntas:

  • ¿Qué sucede cuando se consumen demasiadas proteínas?

  • ¿Cómo se evita el desarrollo de los gérmenes de los alimentos -y sus efectos en el organismo- que se eliminan durante el cocinado?

  • ¿Se pueden mantener las tasas adecuadas de nutrientes, especialmente de vitamina C, sin comer suficientes frutas ni verduras frescas?

El caso del Derek Nance es extremo, pero las tres preguntas anteriores nos interesan a todos. Y encontrará las respuestas este mes en Salud AlterNatura.

Una carencia que mata

A propósito de la carne… En el extremo opuesto, el de los veganos (las personas que no consumen absolutamente ningún producto de origen animal), se da con frecuencia una carencia importante: la de la vitamina B12

Nunca se repetirá lo suficiente que, si se decide seguir un régimen de este tipo, a largo plazo resulta indispensable tomar un complemento de esta vitamina para gozar de buena salud. 

Esta carencia, a la que en otro tiempo se le llamó “anemia perniciosa”, puede causar la muerte

En el nuevo número de Salud AlterNatura le revelamos por qué, aunque usted no sea vegetariano, esta carencia puede llegar a ser una amenaza. Sobre todo si usted se encuentra en uno de estos casos:

  • Tiene más de 65 años.

  • Ha tenido alguna vez una infección de Helicobacter pylori.

  • Se ha sometido a una operación quirúrgica de reducción de estómago.

  • Sufre depresión.

En este número de Salud AlterNatura le mostramos las señales de su organismo que deben ponerle en alerta (por ejemplo, la lengua más roja de lo normal) y cómo solucionar su carencia. Existen multitud de complementos nutricionales que la incluyen, pero nosotros le explicamos qué formatos son los más adecuados y en qué dosis. 

Perdóneme si hoy me dirijo a usted en modo alerta, pero tengo tres poderosas razones para hacerlo: 

  1. El magnesio es necesario para la vida. Después del oxígeno, el agua y los alimentos básicos, es el elemento más importante que necesita su cuerpo para funcionar correctamente.

  2. Más del 75% de la población presenta un consumo insuficiente de magnesio a través de la alimentación, por debajo del 80% de la ingesta diaria recomendada. (1)

  3. La mayoría de las personas con déficit de magnesio no son conscientes de ello.

Sí, es alarmante. Y está claro que no es para menos. 

Espero que después de leer lo que voy a contarle sea consciente, tanto de la importancia de tener el nivel adecuado de magnesio, como de la gravedad de su carencia. 

Usted necesite más magnesio. Y lo necesita ya

No piense que estoy exagerando. El magnesio está considerado por los nutricionistas como el principal mineral para nuestro organismo, al que se le atribuyen más de 300 funciones vitales. 

Es de lejos el mineral “que más trabaja” en el cuerpo humano porque se encarga sin descanso de la producción de energía, reduce el cansancio y la fatiga, forma parte de algunas estructuras corporales como los huesos o los dientes, ayuda a la síntesis de proteínas, interviene en la trasmisión del impulso nervioso, ayuda a la relajación muscular, mantiene la presión sanguínea y activa numerosas reacciones enzimáticas. (2) 

Además los estudios demuestran que el magnesio protege contra el riesgo de accidente cerebrovascular, el ataque cardíaco y la presión arterial alta, y desempeña un papel clave en la prevención de la osteoporosis, la enfermedad de Alzheimer, la diabetes y el colesterol. 

También es eficaz para prevenir y tratar trastornos del sueño, migrañas, problemas digestivos, estrés y ansiedad. Incluso algunas investigaciones demuestran su eficacia para casos de depresión leve y moderada. (3) 

De ahí que sea especialmente importante en esta época del año, ante el estrés postveraniego que genera la vuelta al trabajo y a la rutina, que seguramente esté padeciendo en estos momentos. Pues bien, otro estudio evidencia que este síndrome postvacacional está relacionado con la supresión de algunos biomarcadores como la aldosterona y las catecolaminas, que conllevan un aumento de la excreción y pérdida del magnesio por la orina. (4) 

Viendo todo lo que el magnesio hace por usted, cuesta creer que a la mayoría de las personas les falte un mineral tan vital para la salud y el correcto funcionamiento del cuerpo humano. 

Y ahora se estará preguntando: 

  • ¿Por qué existe déficit de magnesio?

  • ¿Quién es el culpable?

  • ¿Cómo se origina esa carencia?

Como sucede con muchos otros problemas del organismo, encontrará la respuesta a estas preguntas en su dieta. 

La alimentación moderna es muy pobre en magnesio

Existen muchas fuentes naturales que aportan el magnesio necesario al sentarnos a la mesa: verduras de hoja verde como las lechugas, acelgas y espinacas, el plátano, la manzana, el melocotón y otras frutas, las legumbres, semillas como el cacao, los frutos secos, los cereales… 

Por ello, en principio, una alimentación rica en vegetales debería proporcionar la cantidad suficiente de magnesio para cubrir las necesidades diarias y protegernos contra deficiencias potencialmente graves para la salud. 

El problema es que desde la introducción de las técnicas de cultivo intensivo el suelo se ha empobrecido y el contenido de magnesio en los alimentos se ha reducido drásticamente, en ocasiones hasta un 70%. (5) 

A ello hay que añadir los malos hábitos nutritivos o las dietas equivocadas, que también tienen su parte de responsabilidad. 

Así, se estima que la dieta moderna tan sólo aporta 200 mg de magnesio al día, mientras que las necesiadades reales oscilan entre los 400 y 500 mg. Esto nos sitúa en un déficit diario regular de entre 200 y 300 mg

Una carencia muy seria que aún se agrava más si se desconoce su existencia. Algo que sucede en la mayoría de los casos, ya que la falta de magnesio en el organismo tarda en dar la cara y no se identifica con facilidad. 

Un enemigo en la sombra

Si lo piensa, usted mismo puede tener déficit de magnesio. Y seguramente no lo sabe.

La explicación está en que sólo el 1% del magnesio de su cuerpo se encuentra en la sangre, así que es difícil de detectar su falta a través de analíticas. 

En cuanto a sus síntomas (calambres en las piernas, insomnio, dolor muscular, fatiga, ansiedad y náuseas) son relativamente comunes y pueden tener su origen en otras patologías. Y si no aparecen todos juntos, circunstancia que no siempre sucede, no es fácil asociarlos con la carencia de magnesio. 

De ahí que no se suela diagnosticar. 

Y le hablo de un enemigo que debe tener muy en cuenta, puesto que el déficit de magnesio aumenta considerablemente el grado de exposición ante infinidad de patologías.

La investigación científica no deja lugar a la duda: la falta de magnesio contribuye a un mayor riesgo de arterioesclerosis. (6)

También sugiere que el déficit de magnesio perjudica la memoria y la capacidad de aprendizaje, mientras que la suplementación puede mejorar el funcionamiento cognitivo. (7)

Otro estudio confirma que la carencia de magnesio tiene un papel importante en el desarrollo de la osteoporosis. (8)

Y patologías como el estrés y la ansiedad están asociadas a una disminución del nivel de magnesio intracelular en el ser humano, entre otros factores psicosomáticos. (9)

El déficit de magnesio es particularmente común en las personas con diabetes y está implicado en el desarrollo de complicaciones de esta enfermedad.

Y también puede causar nerviosismo e insomnio, ya que afecta a los principales nervios del cuerpo que transmiten los impulsos eléctricos desde el cerebro.

Como ve son muchas y muy graves las consecuencias que el déficit de este mineral puede causar en su organismo.

Le vuelvo a repetir que es vital que no le falte.

¿Por qué debe tomar un complemento de magnesio?

A estas alturas ya tendrá claro que el magnesio es uno de los nutrientes indispensables para su salud y posee cientos de indicaciones terapéuticas, que los números de su déficit entre la población son demoledores y que el origen del problema se encuentra en la alimentación. 

Y por si fuera poco, otros factores como el estrés, la edad y la medicación pueden aumentar esta carencia.

Pero también debe saber que, afortunadamente, desde la suplementación en forma de complemento alimenticio se compensa el déficit de magnesio en el organismo. (10)

Así que usted puede y debe corregirlo. Ahora bien, es importante que elija el complemento adecuado. 

Existen diferentes tipos de complementos en función de su presentación, su contenido en magnesio y su biodisponibilidad, que garantice la correcta absorción del magnesio por el organismo. 

Voy a darle algunas claves para que su elección sea acertada. 

¿Cómo elegir el complemento de magnesio adecuado?

Teniendo en cuenta la importancia del magnesio para la salud y su carencia generalizada entre la población, es más que comprensible que el mercado de complementos esté inundado de productos que cuentan con este mineral en su etiqueta, bien de forma aislada o como parte de multinutrientes. 

Sin entrar demasiado en temas de química, digamos que el magnesio no se presenta de forma aislada en la naturaleza sino formando sales: óxido de magnesio, citrato de magnesio, sulfato de magnesio, formas aminoqueladas… 

Pues bien, aquí las investigaciones científicas son claras: la mejor forma de presentación y biodisponibilidad del magnesio entre los diferentes tipos de sales es en forma de citrato, ya que tiene una absorción mayor y está indicado para el tratamiento terapéutico del déficit de magnesio. (11) 

Además las formas citrato son bien toleradas por el aparato digestivo, lo que no ocurre con las formas de sulfato o de fosfato que se han relacionado con la aparición de diarreas y tienen un efecto acidificante.

De ahí que mi primera recomendación es que elija complementos alimenticios que trabajen con esta forma de presentación: citrato

En cuanto al contenido de magnesio del complemento, la Junta de Nutrición y Alimentos del Instituto de Medicina (JNA) establece que el nivel máximo tolerable de magnesio en complemento (sin tener en cuenta la cantidad aportada por los alimentos) es de 350 mg al día, y sugiere no superar esa cantidad. (12)

Así pues, mi segunda recomendación es que desconfíe e intente evitar aquellos complementos que trabajen con dosis superiores a los 350 mg al día.

Y por último, debe tener en cuenta que existen ciertos nutrientes que ayudan a la mejor absorción del magnesio por parte del organismo: la vitamina B6 es imprescindible para que el magnesio penetre en las células y pueda realizar sus funciones, y aminoácidos como la taurina, ya que ingestas más altas de proteínas se asocian a una mejor absorción de este mineral. (13)

Por lo tanto, le aconsejo los complementos de magnesio que incorporen estos nutrientes, ya que garantizan que está rentabilizando su inversión. 

La solución para que no le falte magnesio

Atendiendo a los argumentos expuestos, le propongo este complemento: 

Fórmula Magnesio de Cell Innov cuenta con 300 mg de magnesio (le recuerdo que se recomiendan siempre dosis por debajo de los 350 mg al día a través de complementos) presentado en forma orgánica de citrato, que aumenta su biodisponiblidad y es perfectamente tolerado en el plano digestivo, a diferencia de otras formas inorgánicas como el óxido o el cloruro. 

Además, esta fórmula incorpora la siempre necesaria vitamina B6, con un aporte de 5,4 mg, y por último taurina (300 mg en las 4 cápsulas recomendadas al día de este suplemento) esencial para el correcto funcionamiento del cerebro y que mejora, al igual que la vitamina B6, la penetración del magnesio en el interior de las células. (14) 

Como le dije al principio, es urgente que corrija el déficit que puede estar amenazando su salud, y que el complemento de magnesio podrá solucionar de esta forma: 

  • Ayudando a reducir el cansancio y la fatiga.

  • Controlando el estrés y la ansiedad.

  • Mejorando su salud cognitiva.

  • Mejorando la salud de sus huesos, dientes y músculos.

  • Mejorando su salud cardiovascular.

  • Sintiéndose más vital y lleno de energía.

Si desea empezar a hacerlo de inmediato puede pedirlo ahora en este enlace.

Y no olvide reenviar este correo a sus familiares y amigos. Dada la alta incidencia del déficit de magnesio en nuestro país, seguro que más de uno se lo agradecerá. 

Si su hígado pudiese hablar, tendría muchas cosas que decirle. 
El hígado libra una batalla constante para mantenerle con buena salud. 

Este órgano desempeña un trabajo monumental de transformación, regulación y depuración del organismo. Sintetiza proteínas a partir de los aminoácidos, el colesterol y las sales biliares, y también captura y transforma las sustancias tóxicas a las que usted se expone cuando come, bebe o simplemente respira. 

Por ello, es fundamental mantenerlo en buen estado de funcionamiento. 

¡Su hígado le está pidiendo a gritos una detoxificación! Detrás de esta palabra se esconde una necesaria “limpieza general” del organismo. Y hay una planta africana que lleva milenios usándose y que va a convertirse en el mejor aliado de su hígado: el Desmodium adscendens

Por fin va a poder agradecer a su hígado y devolverle con creces todo lo que él hace por usted. 

El hígado transforma, regula y purifica

El hígado es el órgano más grande, el más pesado y uno de los más complejos del cuerpo humano. Pesa cerca de 1,5 kg y contiene de 10 a 20 trillones de unidades celulares especializadas (conocidas como hepatonas) que intervienen en más de 500 funciones esenciales. 

Con la ayuda de la vesícula biliar, desempeña un papel decisivo en la digestión y en la absorción de los nutrientes. 

Permite especialmente la absorción de las vitaminas liposolubles A, D, E y K (solubles en materia grasa), pero también de oligoelementos como el hierro y el cobre, que puede almacenar en pequeñas cantidades. El hígado también contiene enzimas que permiten las miles de millones de reacciones químicas que tienen lugar en el organismo y en las células, y que son indispensables… ¡simplemente para vivir! 

El hígado también desempeña un papel importante en las funciones metabólicas más complejas del cuerpo humano. Por ejemplo, almacena la glucosa en forma de glucógeno y la lleva a la sangre en función de las necesidades del cuerpo. También convierte las grasas en energía. 

Además, también actúa sobre las hormonas. Así, interviene en la conversión química de la hormona tiroidea, segrega la hormona IGF-1 -factor de crecimiento insulínico tipo 1 (IDF-1)-, que favorece el crecimiento celular, y también fabrica el angiotensinógeno, que interviene en la cascada enzimática renina, angiotensina, aldosterona, para regular la tensión arterial. Por último, también elimina las hormonas cuando dejan de ser necesarias. 

En definitiva, el hígado es el órgano clave para liberar al cuerpo de venenos y sustancias tóxicas. 

Su hígado se comporta como una verdadera depuradora en miniatura de los desechos que se infiltran en el cuerpo (alcohol, contaminantes, productos de síntesis, metales pesados, medicamentos...), hayan sido ingeridos, inyectados, tocados o inhalados. Trata de eliminar todas las sustancias químicas por medio de un sistema de enzimas muy eficaz que los toxicólogos llaman “el metabolismo de los xenobióticos”. 

No hace falta decir que, en nuestro mundo moderno, ¡este órgano tiene más trabajo que nunca! 

Los procesos naturales de digestión, absorción y metabolización de nutrientes generan una serie de sustancias intermedias o finales que pueden considerarse toxinas y que, por tanto, deben ser eliminadas del organismo. Estos procesos que facilitan la eliminación de sustancias de desecho y toxinas acumuladas es lo que llamamos “detoxificación”. Pero no siempre funcionan correctamente. O se ven sobrepasados en periodos donde nos hemos excedido con la comida y el alcohol, poniendo a prueba a nuestro hígado, uno de los órganos que más interviene en estos procesos. 

Las toxinas que se van acumulando en el organismo pueden tener dos procedencias:

  • Endógenas: se generan en las propias células a través de sus procesos metabólicos de obtención de energía y reparación. 

  • Exógenas: sustancias como el alcohol, el tabaco, la contaminación ambiental, los restos de herbicidas y pesticidas en la comida, los medicamentos, los metales pesados o los aditivos añadidos a las comidas procesadas y envasadas.

El grado de toxicidad que acumula cada organismo depende del tiempo de exposición a estas sustancias, la cantidad, la naturaleza de las mismas o el mayor o menor grado de acumulación de cada individuo. 

Piénselo por un momento, ¿desde cuánto que no se hace una limpieza general del organismo (si es que se la ha hecho alguna vez)? 

Es fundamental que proteja el hígado y lo cuide

Aunque son varios los órganos que intervienen en los procesos de detoxificación -los riñones, el intestino, la piel- es el hígado el órgano con mayor implicación, ya que debe transformar previamente estas sustancias de desecho en compuestos más hidrosolubles antes de ser eliminados (por la orina, las heces, el sudor). (1) 

Cuando el hígado funciona en óptimas condiciones es capaz de limpiar el organismo correctamente y eliminar un número determinado de toxinas por lo que éstas no generan ningún efecto secundario, pero con el paso de los años y los excesos, el hígado ya no funciona al 100% de su capacidad y esas toxinas se van acumulando poco a poco, por lo que dañan a las estructuras y las células corporales impidiendo que ejerzan correctamente sus funciones. 

La consecuencia es que las células presentan una menor capacidad para regenerarse, lo que a la larga se traduce en enfermedades crónicas de distinta índole. 

Además, el hígado se destruye con facilidad: por sobreexposición a tóxicos (como el alcohol), virus (hepatitis C y B), anomalías genéticas, alteraciones metabólicas, cáncer... ¡El hígado tiene incontables enemigos! 

Estas enfermedades del hígado pueden manifestarse en varios síntomas, como pueden ser fatiga, problemas renales y sexuales, ictericia, aumento del volumen del abdomen o edemas. 

Debido al papel crucial que desempeña el hígado para la salud, es fundamental que usted lo proteja con una alimentación y un modo de vida sanos. 

En naturopatía, los terapeutas recomiendan curas regulares para revitalizar el hígado. Cada vez hay más investigadores que reconocen la necesidad de brindarle esa ayuda extra en los momentos en los que se le exige más. 

Y ahora es un excelente momento. Escuche a su hígado. Ayúdele a liberarse de la pesada carga de la acumulación de toxinas. 

Para conseguirlo, la fitoterapia ofrece numerosos remedios (como el diente de león, el rábano negro, la alcachofa salvaje o el cardo mariano), pero sólo uno puede presumir de ser considerado como “la planta del hígado” (aunque, sorprendentemente, es la menos conocida entre los no expertos): el Desmodium adscendens

La planta del hígado

 

El Desmodium adscendens crece en estado salvaje sobre todo en regiones del África ecuatorial, en lugares húmedos o a los pies de las palmeras aceiteras. Sus hojas se componen de tres foliolos ovalados de color verde bastante claro, y se utilizan desde hace milenios en la farmacopea tradicional de ciertas zonas de África, como Senegal, Ghana, Congo, Liberia y Costa de Marfil, donde llevan utilizando desde hace siglos las hojas y tallos de esta planta para tratar afecciones respiratorias y hepáticas. 

A principios de la década de 1960, el médico francés Pierre Tubéry y su mujer, la doctora Anne-Marie Tubéry-Crauzes, ejercían la medicina en un dispensario fundado en Camerún por los Hermanos y Hermanas del Sagrado Corazón de Jesús (Charles de Foucauld). 

Del ejercicio de la medicina en Camerún volvieron con un importante descubrimiento para la medicina universal. Y es que allí pudieron recoger el testimonio de varios europeos que se habían curado en pocas semanas tras sufrir hepatitis graves. Con la ayuda de un enfermero camerunés, identificaron la planta que usaban los curanderos tradicionales, que no era ni más ni menos que el Desmodium adscendens

De vuelta a Europa empezaron a investigar sobre esta planta. El análisis de los principios activos dio muestras de una importante concentración en alcaloides (isovitexina, entre otros), saponinas, antocianinas y flavonoides. 

Numerosos ensayos clínicos emprendidos en Francia, Inglaterra, Canadá y en algunos países del África ecuatorial confirmaron las propiedades de esta planta. Su capacidad para normalizar niveles elevados de enzimas del hígado, la acción relajante sobre las fibras musculares lisas, sus propiedades broncodilatadoras y también antihistamínicas han sido probadas. (2) 

Los diversos estudios llevados a cabo sitúan al desmodium como un gran aliado tanto para las disfunciones hepáticas más leves (necesidad de detoxificación, acción preventiva y protectora de las células hepáticas) hasta para los trastornos hepáticos más graves, como la hepatitis, la cirrosis, la quimioterapia aplicada al hígado, el alcoholismo crónico o el desequilibrio de las transaminasas, y ha demostrado ser seguro para la salud en las dosis estudiadas. (3) (4) 

De inmediato, el remedio se erigió como el tratamiento natural más eficaz en la lucha contra los ataques que sufre el hígado, ya sean virales o químicos, sobre todo como consecuencia de una intoxicación alcohólica o medicamentosa. 

Además, la práctica ha demostrado que esta planta, al proteger y reparar las células del hígado, ayuda a mantener el sistema inmune en buenas condiciones. Por ello, se utiliza a menudo como tratamiento en los cambios de estación para preparar mejor al cuerpo ante los rigores del invierno o los períodos de más calor. 

Es una planta muy rica en nutrientes y principios activos que le proporcionan sus beneficios terapéuticos. Cabe destacar su aporte en alcaloides indólicos (unos 4 mg de tritamina por kg de planta), saponinas, ácidos grasos (linoleico, oleico, palmítico, linolénico…), aminoácidos en forma libre (ácido aspártico, glutamina, prolina…) y minerales (azufre, magnesio, potasio, fósforo…). ¡Una planta muy completa! (5) 

Y gracias a esa riqueza en nutrientes, el desmodium ha demostrado una excelente capacidad antioxidante que ayuda a combatir el exceso de radicales libres, responsables de algunas de las enfermedades crónicas y degenerativas más frecuentes en la actualidad. Estudios más recientes sugieren incluso que los principios activos de esta planta podrían tener efectos antimicrobianos. (6) (7) 

Cómo utilizar el Desmodium adscendens

 

En otras ocasiones, al hablarle de algún producto, destaco el efecto combinado de varias plantas o extractos herbales para conseguir los mejores resultados. Pero en este caso es distinto. La acción del desmodium es tan potente que no necesita otros aliados para ayudarle a detoxificarse y cuidar la salud de su hígado. 

Si usted quiere puede acudir a una herboristería y utilizar la planta para preparar sus propios remedios. 

Pero si quiere usar el desmodium como cura para desengrasar, detoxificar y revitalizar el hígado, lo que le aconsejo es un producto a base de desmodium con una concentración en principios activos elevada y garantizada, pensado especialmente para ello y de la máxima calidad. Este producto es Desmo Forte, del laboratorio Supersmart. 

¿Qué tiene de especial -se estará preguntando- para apostar por él en lugar de hacer yo mismo mis preparados? 

Yo destacaría varias cosas. 

En primer lugar su altísima concentración. Para obtenerlo se lleva a cabo un proceso en los que se utiliza material vegetal natural, en este caso hojas enteras de desmodium, y de ellas se extrae (con disolventes, agua o alcohol) sólo lo que más interesa, los principios activos, por lo que el resultado final, tras evaporar el disolvente, es una alta concentración. Por lo tanto, es una forma cómoda y completamente segura de lograr el efecto deseado. 

El Desmodium adsendens es el ingrediente único de este preparado, obtenido de la hoja entera de la planta (que es la que tiene el mayor contenido de principios activos). 

Y, en otro orden de cosas, también me encanta su presentación, en extracto líquido, muy recomendable para todo el mundo, pero en especial para aquellas personas a quienes les cueste tragar. 

Un envase tiene 250 ml. Para detoxificar su organismo en sólo 15 días, le recomendamos una dosis diaria de 15 ml. Si quiere un efecto más a fondo, podrá prolongar el tratamiento durante más tiempo. 

Durante siglos, nuestras abuelas han preparado ungüentos de consuelda para tratar llagas, heridas y moratones. 

Existe un dicho popular que no deja lugar a dudas: “La consuelda todo lo suelda”. De hecho, su propio nombre proviene del término latino “consolida” por su efecto para reunir, consolidar y fortalecer la piel, los tendones, los ligamentos y los huesos. 

Sus propiedades cicatrizantes se deben a la abundante presencia de alantoína, un eficaz agente de renovación celular. 

Y por eso este remedio todavía se utiliza hoy en día, entre otros, contra los esguinces, los hematomas y las escaras, es decir, las lesiones de la piel que padecen aquellas personas encamadas durante cierto tiempo (debido a enfermedades incapacitantes, a un posoperatorio largo o porque se encuentran en cuidados paliativos, por ejemplo). 

La receta es muy simple: se pela y se muele la raíz fresca, recogida en otoño. La textura de la pasta resultante es viscosa y pegajosa. Debe mezclarse con vaselina y llevarse a ebullición, para dejar reposar esa masa después toda la noche. 

Luego la pasta se filtra y se guarda en un bote, lista para usar. 

La vaselina habrá adquirido todos los principios activos de la consuelda.

De lumbalgias a faringintis: un sinfín de usos

Las propiedades de la consuelda son tantas y tan variadas que cuesta creer que puedan proceder de una única planta. 

Quemadurashemorroidestendinitisepicondilitisperiartritismialgias y lumbalgias e incluso osteoartritis y fracturas óseas son otras dolencias que pueden ser tratadas eficazmente con soluciones a base de consuelda. 

Y la acción antibacteriana que le confiere su riqueza en taninos (además de su contenido en diversos tipos de ácido) la convierte también en un remedio natural muy útil contra las enfermedades bacterianas del aparato respiratorio. 

Así, se utiliza su decocción para hacer gárgaras (una cucharada de raíz por vaso de agua y endulzado con miel) para combatir las anginas, la faringitis y la laringitis, por ejemplo. 

Y asimismo por sus propiedades antibacterianas se utilizan mucho las irrigaciones con decocción de raíz de consuelda como tratamiento contra las infecciones vaginales o en la pared del útero.

¡No es una mala hierba!

Como sucede con muchas otras plantas medicinales de primer orden, la consuelda ha sido víctima del olvido y la ignorancia. 

Es especialmente menospreciada por los jardineros, ya que sus grandes hojas rebrotan rápidamente después de ser arrancadas. 

Es cierto que, si no le pone freno, su jardín no tardará en ser invadido por esta planta. Pero la clave está en cambiar la forma en que se ven las cosas. 

Todo pasa por darse cuenta de que estas hojas que brotan una y otra vez son en realidad un regalo; un “cuerno de la abundancia” que le ofrece todos sus beneficios continuamente… ¡y gratis! 

En vez de desesperarse viendo cómo sus hojas crecen sin parar, coja un cuchillo y póngase manos a la obra. Y es que sus hojas no sólo le servirán para curar infinidad de síntomas y dolencias, como ha visto, sino que además podrá aprovecharlas como un excepcional abono para sus cultivos, pues la consuelda es un excelente estimulador del compost

Esta planta genera un fertilizante líquido de virtudes semejantes al abono de ortigas. Su preparación es sencilla: debe poner 1 kilo de plantas en 10 litros de agua y dejarlas fermentar durante 15 días a 20º C, antes de filtrar el resultado. Después, diluya el abono en agua con una parte de abono por cada 10 ó 20 de agua y vierta el fertilizante en la tierra de cultivo. 

También puede colocar hojas de consuelda secas en el fondo de los hoyos en los que siembre tomates o patatas. Esas hojas se convertirán en un muy buen terreno para el cultivo, dado que la consuelda ayuda a la multiplicación de las raíces.

De hecho, esta planta es capaz de alargar increíblemente sus propias raíces, ¡incluso más de 2 metros! 

Es su capacidad para traer los minerales a la superficie (como el potasio en sus hojas, por ejemplo) la que explica sus virtudes fertilizantes y le otorga a la consuelda un papel crucial en la vida de los jardines. 

Los días se hacen más cortos y comienza a refrescar por las noches. Un año más, lo bueno se acaba. Y de nuevo una sombra planea sobre nuestra cabeza. Se terminó lo de levantarse sin hora, los días de descanso, de disfrute, de andar por la playa.

Quizá le invada un sentimiento de añoranza de unos días de ocio que ya parecen lejanos, de frustración por lo rápido que han transcurrido (¡todo un año esperando las vacaciones y ya se han acabado!) y, finalmente, un cierto estado depresivo ante la vuelta al trabajo. 

Adiós, verano. Bienvenido, síndrome postvacacional. 

Seguro que sabe de qué le hablo. 

Sin embargo, más allá de esa aparente sensación de tristeza y desasosiego, el estrés postvacacional puede ser responsable de patologías más serias. Un enemigo invisible que no sólo está en la cabeza, sino que afecta también al organismo, tomando el control de determinados procesos fisiológicos y sembrando el caos en el metabolismo. 

El síndrome postvacacional es en realidad el proceso de adaptación de nuevo a la rutina. Y lleva aparejadas manifestaciones físicas, psicológicas y emocionales. 

Ante un problema que realmente existe… también existen soluciones que funcionan. Y con ellas en Plantas & Bienestar hemos preparado un informe especial que le aconsejamos leer con detenimiento si quiere alejar el fantasma del síndrome postvacacional y empezar el nuevo curso cargado de ánimo, ganas y sin pizca de estrés. 

Tanto si aún le quedan unos días de vacaciones por delante como si ya tiene un pie dentro del nuevo curso, le aconsejo que lo lea con detenimiento. Le enseñaremos a prevenir el impacto del estrés en su organismo antes de que sea demasiado tarde. Y también a que el estrés ocasionado por el día a día no vuelva a afectarle.

Mens sana in corpore sano

Miles de investigaciones vinculan a día de hoy el estrés con los problemas de salud. 

De manera general, estos estudios demuestran que el estrés disminuye la eficacia del sistema inmunitario, aumenta el riesgo de enfermedades coronarias y de las degeneraciones ligadas a la edad o al entorno, en especial el cáncer

Pero, ¿por qué ha llegado a ser el estrés tan destructivo? Pues sencillamente porque lo hemos incorporado a nuestras vidas. Lo sufrimos en los medios de transporte, en los atascos, con las luces halógenas, las prisas, las aglomeraciones, el ruido urbano, las exigencias del trabajo… Aún no nos hemos recuperado de un episodio estresante cuando surge otro. 

Y cuando el estrés se vuelve crónico, tiene su reflejo en nuestro metabolismo. Como consecuencia directa, las glándulas suprarrenales producen dos hormonas en exceso:

  • La adrenalina, que favorece la circulación sanguínea en los órganos vitales para hacer frente a un peligro inminente, pero en detrimento de otros conjuntos de órganos (el sistema inmunitario, el aparato digestivo o el reproductor), que trabajan más lentamente.

  • El cortisol, que estimula la síntesis de glucosa en el hígado, lo que provoca subidas y bajadas del azúcar en sangre. El exceso de cortisol bloquea la acción del sistema inmunitario, inhibe la producción de hormonas sexuales y la formación ósea.

Como ve, los riesgos de un estado de estrés prolongado son reales. Y éste se produce especialmente con la vuelta al trabajo, tras las vacaciones. 

Si usted lo sufre año tras año, le invito a leer el informe que le hemos preparado. Le enseñaremos las armas para enfrentarse al estrés postvacacional de una forma natural y para evitar también su aparición en los meses siguientes. Siempre, por supuesto, apoyándose en todas las soluciones antiestrés que emanan del poder curativo de las plantas.

Un completo programa antiestrés

El protocolo antiestrés que va a descubrir en el informe incluye:

  • Los 5 pilares esenciales para combatir el estrés. 

  • Una infusión diaria de una planta mineralizante como son las hojas de ortiga secas, que le aportará calcio, magnesio y potasio. 

  • El efecto de las plantas adaptógenas como el ginseng, el eleuterococo o la rodiola, que actúa como tratamiento de fondo calmando la hiperactividad de las glándulas suprarrenales. 

  • La acción rápida ​y puntual de plantas calmantes como la melisa (contra la ansiedad y la angustia), la valeriana (cuando el estrés va acompañado de síntomas digestivos) y el hipérico o hierba de San Juan (si se presenta un estado depresivo). 

Cuanto antes comience a actuar sobre el estrés, antes verá sus resultados. Y no sólo a la vuelta de vacaciones: aumentará su calidad de vida durante todo el año. 

Si usted sufre los efectos de esta plaga del s. XXI llamada estrés, el informe que va a recibir de regalo le va a ser de inmensa ayuda. Como también lo serán el resto de soluciones basadas en plantas que también encontrará en el ejemplar de Plantas & Bienestar en el que está incluido el informe del estrés, y que vamos a enviarle completamente gratis. Así, también va a poder leer sobre los siguientes temas:

  • Energía. Si padece fatiga, para recuperar la energía no hay nada mejor que los estimulantes que ofrece la naturaleza, como es el polen fresco, la hoja de ortiga o el agua de mar, entre muchos otros. Eso sí, primero deberá conocer el tipo exacto de fatiga que tiene (nerviosa, física, síndrome de fatiga crónica…) para elegir el remedio adecuado. 

  • Tisana para dejar de fumar. Si ha pensado en dejar de fumar de una vez por todas esta infusión sin duda le interesará. A base de diente de león, llantén mayor, astrágalo y fumaria, junto a otras plantas, podrá limpiar su organismo, que es el primer paso para vencer la dependencia a la nicotina de forma saludable y eficaz. 

  • Crema exfoliante para mantener el bronceado. El buen color de las vacaciones se puede perder en un abrir y cerrar de ojos. Para limpiar la piel tras los excesos del verano sin perder el moreno, le indicamos la receta para preparar una crema exfoliante ¡que además le ayudará a combatir la celulitis!

  • Hongos. Cada vez son más los estudios que confirman las virtudes de los hongos, usados en Asia desde hace milenios. Por ello hoy en día se les considera los medicamentos del futuro, gracias a su formidable potencial terapéutico. Conozca los beneficios que ofrecen para tratar todo tipo de infecciones, además de enfermedades como la diabetes y el cáncer. 

  • Arándanos. Además del poder nutritivo de sus frutos, descubrirá que los arándanos son muy beneficiosos para la salud, en concreto la de sus ojos. Le indicamos todas las variedades que puede cultivar usted mismo… ¡junto a estupendas ideas de recetas para sacarle el máximo partido a su delicioso sabor!

  • Lachnanthes. Esta planta americana es el mejor aliado para los problemas de cuello y la tortícolis, que además le ayudará a recuperar la flexibilidad a sus cervicales. 

  • Té verde contra la sequedad bucal. Nuevos estudios confirman los beneficios del té verde para la producción de saliva, y por tanto aliviar este incómodo problema.

  • Brécol. ¿Sabía que beber brécol protege de la contaminación atmosférica? Un nuevo estudio lo confirma. 

El segundo de los doce trabajos de Hércules consistió en matar a Hidra de Lerna, un monstruo de siete cabezas al que, por cada cabeza que se le cortaba, le crecían dos más. 

Después de haberle cortado varias cabezas, a Hércules le desbordó que siguieran saliendo otras nuevas y llamó a su sobrino Yolao para que le ayudara. Éste utilizó unos fardos de paja en llamas para cauterizar los muñones de los cuellos de Hidra mientras Hércules cortaba las cabezas que quedaban. 

Hércules consiguió acabar finalmente con Hidra, pero recibió un castigo: su trabajo quedó anulado porque había contado con la ayuda de Yolao. 

Los dermatólogos tampoco se andan con delicadezas: queman las verrugas con nitrógeno líquido a -196º C o bien las cortan con láser. Estos métodos dejan una pequeña cantidad de células infectadas que acaban multiplicándose y formando nuevas verrugas, como ocurría con las cabezas de Hidra de Lerna. 

Por suerte, existen numerosos tratamientos naturales que sirven para acabar con las verrugas. 

 Puede que los remedios que siguen a primera vista le parezcan suaves (berenjena, limón, patata...) en comparación con el nitrógeno líquido, pero la verdad es que la mayoría de ellos son mucho más potentes de lo que imaginamos. Por eso es importante aplicar los preparados sobre la propia verruga, evitando tocar la piel de alrededor, ya que puede provocar irritaciones, picores, quemaduras, etc. 

Los remedios que siguen parecen pura magia: son indoloros, eficaces y no hace falta recurrir a ningún producto químico, por lo que pueden usarse tanto en niños como en adultos.

Ajo

Aplique sobre la verruga una cataplasma hecha a base de ajo machacado, y para que no se mueva de su sitio, utilice venda y esparadrapo. Repita la operación cada día hasta que la verruga desaparezca. Primero verá que va secándose y volviéndose negra, hasta que finalmente cae.

Aloe vera

El aloe vera es una planta con múltiples propiedades dermatológicas, también útil para acabar con las verrugas. Para ello, aplique gel de aloe vera fresco (es decir, el que se obtiene directamente de la planta) sobre la verruga. El gel es la pulpa transparente que sale al cortar las hojas de una planta de aloe vera de unos tres años de edad, que es cuando las hojas miden unos 50 cm.

Arcilla verde

Debe colocar directamente sobre la verruga arcilla verde y dejarlo secar hasta que esté bien seco (lo que puede durar hasta 30 minutos). Cuando esto ocurra, lave bien la zona para eliminar toda la arcilla y aplique sobre la verruga unas gotas de árbol de té. No lo tape.

Berenjena

Se trata de cortar un trocito de berenjena del tamaño de la verruga y, por la noche antes de acostarse, sujetarlo sobre ella con un trozo de esparadrapo. La operación debe repetirse durante varias noches, tras las cuales la verruga se va oscureciendo, hasta que muere por completo y se despega. 

Una variante más conocida de este tratamiento consiste en utilizar el tallo verde de la berenjena, que es la parte que la mantiene unida a la planta. Sólo hace falta cortarlo con un cuchillo muy afilado para separarlo. Después, sujetándolo por el rabito, hay que frotarlo contra la verruga durante medio minuto. Se debe repetir la operación cuatro días seguidos. Si el tallo verde se seca, tírelo y utilice otro más fresco.

Celidonia

Los buenos herbolarios recogen la celidonia cuando se encuentra en plena floración (al final de la primavera o en verano, dependiendo del clima). En ese momento está llena de su famoso jugo amarillo, que tiene un olor nauseabundo pero unas propiedades sorprendentes. La celidonia silvestre se puede encontrar en los países de clima templado por debajo de los 1.000 m en matorrales, setos y viejos muros a la sombra, en lugares húmedos y descuidados. 

Para utilizarla para tratar las verrugas, deben cortarse las raíces en trocitos muy finos y dejarlas macerar en vinagre de sidra en un lugar fresco durante diez días. La mezcla resultante se debe aplicar tres veces al día sobre la verruga con la ayuda de un pincel y después hay dejar que se seque. No es necesario tapar la verruga. Repita esta operación hasta que la verruga desaparezca. La mezcla se conserva bien en un lugar fresco. 

Hay personas que han conseguido resultados satisfactorios utilizando tintura madre de celidonia, disponible en farmacias. 

Corteza de cerdo

He aquí un remedio de origen animal que también funciona y es igualmente sencillo e indoloro. Se trata de frotar las verrugas a diario y a conciencia con un trozo de corteza de cerdo. Entre aplicación y aplicación es necesario guardar la corteza en papel de aluminio.

Limón

Tome un limón ecológico. Retire la corteza, córtela en trocitos y déjela macerar en vinagre blanco durante dos días. 

Antes de acostarse, coloque trozos de corteza sobre la verruga y utilice venda y esparadrapo para que no se muevan. Al levantarse, retire el vendaje y lave y seque la verruga. Empape un algodón con tintura madre de tuya y aplíquelo sobre la verruga. Utilice un esparadrapo para sujetar el algodón durante todo el día. Repita estos dos pasos hasta que la verruga desaparezca. 

La tintura madre de tuya se obtiene mediante la maceración en un lugar apartado de la luz de brotes primaverales de Thuya occidentalis (un arbusto que crece sobre todo en Canadá) en 10 unidades de alcohol. 

Una variante es utilizar aceite esencial de limón, aplicándolo directamente sobre la verruga y dejando secar al aire, hasta que la verruga se seque del todo y se caiga.

Patata

Corte un trocito de patata cruda y aplíquelo sobre la verruga durante unos minutos por la mañana y por la tarde con el fin de humedecerla. 

Repita esta operación con un trozo de patata diferente cada vez hasta que la verruga desaparezca. Este remedio es eficaz gracias a la fécula que contiene la patata.

Sauce

El sauce es otro remedio al que lleva recurriéndose siglos para tratar las verrugas. Hay dos formas de hacerlo: mediante las hojas o bien con la corteza. 

Con las hojas, se trata de frotar una hoja de sauce sobre la verruga tres veces al día (con cuidado de proteger la piel sana que se encuentra alrededor). 

Si va a utilizar la corteza, hay que colocar la parte interior (es decir, la parte húmeda, no la externa), manteniéndola pegada a la verruga durante todo el día con un esparadrapo. Debe cambiarse por un trozo nuevo de corteza todos los días. Una semana después, aproximadamente, la verruga habrá desaparecido. 

Además, en los herbolarios pueden encontrarse extractos de sauce que también pueden aplicarse directamente sobre la verruga con el mismo fin.

Savia de higuera

Al cortar un higo de una higuera o alguna ramita sale un líquido blanco viscoso muy eficaz para eliminar verrugas. Debe utilizarse según sale de la higuera, fresco, y aplicarse directamente sobre la verruga, dejándolo actuar sin tapar todo el tiempo que sea posible. Este método es más eficaz cuando los higos están aún verdes. 

Este verano una nueva palabra ha estado en boca de todo el mundo: fipronil. La culpa la ha tenido el caso de la partida de huevos contaminados con el insecticida de ese nombre. 

El insecticida, no permitido para uso alimentario, salió de Rumanía y llegó a Bélgica, donde una empresa lo mezcló con otros sí autorizados, y de allí partió a Holanda, donde se utilizó en las granjas de donde han salido los huevos contaminados que han puesto en alerta a toda Europa, afectando a 17 países. Cosas del mundo globalizado. 

Las probabilidades de que los huevos contaminados llegaran a España eran remotas (por algo somos un país exportador y no importador de huevos), y aun así se ha frenado la distribución de dos partidas contaminadas que cruzaron nuestras fronteras, una de huevo líquido y otra en polvo. 

Así que más que de fipronil, con el que nadie se ha visto afectado en nuestro país, de lo que hoy quiero hablarle es de una infección transmitida especialmente a través de los huevos muchísimo más frecuente (afecta a unas 5.000 personas cada año): la salmonelosis. (1) 

Se trata de una de las infecciones alimentarias más comunes en todo el mundo, y cuyos mayores brotes se producen en verano. Las altas temperaturas, una mala manipulación de los alimentos y la falta de higiene al cocinar están detrás del desarrollo de la salmonela entérica (Salmonella enterica), la bacteria que ocasiona la salmonelosis. 

Una vez la bacteria llega a los alimentos (los huevos son uno de los más sensibles a la contaminación), la salmonela puede reproducirse fácilmente. 

Y las intoxicaciones no sólo ocurren en lugares públicos (de tanto en tanto salen a la luz intoxicaciones masivas en restaurantes, colegios, etc.), sino que la mayoría de las veces tienen lugar en los hogares. 

Para evitarlos, debe asegurarse de que usted no está cometiendo este gran error al llegar a casa tras hacer la compra.

¿No estará haciendo esto cuando llega a casa tras comprar huevos?

En Europa está prohibido que las tiendas tengan los huevos refrigerados. Según la legislación (EC) n.° 589/2008 de 23 de junio de 2008 sobre la comercialización de huevos: 

Los huevos deben almacenarse y transportarse a una temperatura de preferencia constante y, por regla general, no refrigerarse antes de su venta al consumidor final”. (2) 

Por eso la sección donde las tiendas ponen los huevos a la venta suele ser un lineal normal, nunca una zona refrigerada. 

En Estados Unidos, por el contrario, ocurre justo al revés: está prohibido vender huevos que no estén refrigerados.

La salmonelosis: una enfermedad grave que transmiten los huevos

Para saber qué error no hay que cometer y saber si son los estadounidenses o los europeos quienes llevan la razón, se necesitan algunos conocimientos básicos sobre la enfermedad que transmiten los huevos, la salmonelosis. 

Se trata de una enfermedad grave que, como hemos visto, está provocada por una bacteria llamada salmonela. Empieza con diarrea, vómitos y fiebre y causa unos terribles espasmos abdominales. 

El calvario suele durar una semana, pero algunas personas no se curan por sí solas y requieren ser hospitalizadas. Esto se debe a que las bacterias, después de proliferar en el intestino, vuelven a la circulación sanguínea y provocan una infección generalizada e incluso en ocasiones la muerte del paciente.

El riesgo es enorme. 

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS): 

La salmonelosis es una de las enfermedades de origen alimentario más comunes y de las más extendidas. Se estima en varias decenas de millones el número de casos registrados en personas cada año en el mundo; además, la enfermedad provoca más de cien mil fallecimientos al año”. (2) 

El ser humano contrae normalmente salmonelosis al consumir productos contaminados de origen animal, especialmente huevos. 

Para provocar salmonelosis, el huevo tiene que estar contaminado por un gran número de bacterias, lo que suele ocurrir en huevos viejos, que fueron puestos semanas atrás. 

Por otro lado, cuando hace calor las bacterias se reproducen con mayor rapidez. Los estudios científicos han confirmado que un huevo infectado con salmonela y que se almacene a temperatura ambiente durante más de tres semanas contendrá muchas más bacterias que si se ha conservado refrigerado. 

¿Damos entonces la razón a los americanos, que comercializan los huevos siempre refrigerados?

La naturaleza es muy sabia

No vayamos tan rápido. 

Afortunadamente, la naturaleza es muy sabia. Lo normal es que un huevo no contenga bacterias. Justo antes de la puesta, la gallina envuelve el huevo con un líquido protector que impide que las bacterias pasen al huevo. 

Este líquido se seca y forma una capa llamada cutícula, que protege el huevo para que no penetren las bacterias a través de la cáscara. Incluso si el huevo rodase sobre excrementos con salmonela, que es la forma más frecuente de contaminación, ésta se quedaría en el exterior.

Por qué no hay que lavar los huevos

Esta táctica tan eficaz de la naturaleza para proteger al huevo de las bacterias puede caer en saco roto si éstos se lavan en lugar de guardarlos tal cual tras haberlos recogido. 

Al lavar los huevos se elimina prácticamente la totalidad de su cutícula, por lo que se le despoja de su barrera natural contra los microbios. 

En Estados Unidos, los huevos que se distribuyen en las tiendas siempre se lavan antes de venderse, por lo que pierden su cutícula y por eso son tan vulnerables a la contaminación y deben mantenerse en frío. 

En Europa, precisamente para evitar que pierdan la cutícula, está prohibido lavarlos. Según la legislación (EC) n.° 589/2008, de 23 de junio de 2008, sobre la comercialización de huevos antes citada: 

Los huevos no deben lavarse ni limpiarse, ya que tales prácticas pueden dañar la cáscara de los huevos, la cual constituye una barrera eficaz contra la entrada de bacterias y presenta una amplia gama de propiedades antimicrobianas”. 

Ahora ya sabe por qué en nuestro país no se lavan los huevos antes de comercializarlos. 

Pero quizá se esté preguntando si, aunque es una buena idea no lavarlos, no sería mejor en cualquier caso que en los supermercados estuvieran refrigerados para ralentizar la proliferación de microbios. En otras palabras, ¿no se estaría sumando así lo mejor de las dos formas de proceder? 

Es una excelente pregunta, a la que voy a dar respuesta ahora mismo.

Por qué no hace falta mantener los huevos en frío

El problema es que, al sacar el huevo de la refrigeración, se cubre de condensación. 

Según el reglamento de la Unión Europea que hemos mencionado antes, esta humedad: 

Propicia la proliferación de bacterias en la cáscara y, probablemente, su penetración en el huevo. Por consiguiente, los huevos deben almacenarse y transportarse a una temperatura de preferencia constante y, por regla general, no refrigerarse antes de su venta al consumidor final”. 

Incluso aunque no se laven los huevos, la condensación supone un problema. Las autoridades europeas han decidido (en mi opinión con buen criterio), que es mejor no lavar los huevos y no refrigerarlos. 

En Estados Unidos han optado por lo contrario: prefieren limpiar los huevos al principio, corriendo el riesgo de dañar la cutícula, y conservarlos a continuación siempre en frío. 

Esto, en mi opinión, supone un problema. 

Del mismo modo que nosotros, los estadounidenses van al supermercado, ponen los huevos en el carrito y después en el maletero del coche. Sin embargo, como los huevos están refrigerados en la tienda, se cubren de condensación y están húmedos cuando vuelven a ponerse en la nevera. Por lo tanto, una vez desprovistos de la cutícula por el lavado, pueden contaminarse con bacterias.

El error que no debe cometer en casa

Una costumbre muy extendida en nuestro país y que debe evitarse es la de lavar los huevos al llegar a casa, y menos aún antes de meterlos en la nevera. Como hemos visto, antes de comercializarse no se lavan, con lo cual es habitual pasarlos por el grifo para que estén limpios al meterlos en la nevera. ¡Gran error! Ya ha visto que el riesgo se multiplica: primero eliminando la cutícula protectora que envuelve el huevo y luego exponiéndolo a que tras la condensación proliferen las bacterias y penetren en el huevo. 

Conclusión: jamás lave los huevos al llegar a casa. Déjelos tal y como están. Si la temperatura ambiente es fría, ni siquiera deberá meterlos en la nevera (aunque sí conviene hacerlo cuando las temperaturas empiezan a subir, pero nunca lavándolos antes). 

Asimismo, consúmalos cuanto antes. No sólo habrá menos riesgo de que transmitan bacterias, sino que tendrán más propiedades nutricionales y mejor sabor. 

Lávelos (¡ahora sí!) antes de consumirlos. No casque el huevo en el mismo recipiente en el que vaya a cocinarlo (para que los posibles elementos patógenos presentes en la cascara no entren en contacto con el alimento) ni separe la yema de la clara con la cáscara del huevo (una práctica de alto riesgo también muy común). 

Y, ahora sí, disfrute en la cocina de los platos con huevo, ¡uno de los alimentos más completos y deliciosos a nuestro alcance! 

Desde hace un tiempo la cúrcuma tiene muchos adeptos pero, ¿conoces realmente todas sus bondades? ¿Son todas ciertas?.

La India es un país de contrastes, una de las cunas de la humanidad. A través de ella se pueden rastrear los pasos de los antiguos para darse cuenta de que la verdadera sabiduría surgió hace miles de años. Hoy, con suerte, reproducimos poco más que sus ecos. Un ejemplo de esa sapiencia es la cúrcuma, una especia de un curioso color amarillo brillante que se emplea desde hace cinco mil años para condimentar y dar color a los guisos en la cocina tradicional india, además de formar parte de los tratamientos de la medicina ayurvédica, un ancestral corpus de saberes médicos recogidos en los textos vedas.

Gracias a sus aceites esenciales y su contenido en curcuminasta pequeña raíz es un antiflamatorio natual, así lo asegura un estudio publicado en 2015 en la revista 'European Journal of Applied Physiology' en que el se descubrió que el extracto de este colorante disminuye las citoquinas inflamatorias y aumenta la regeneración muscular en deportistas.

Si te gusta hacer ejercicio lo ideal y recomendable es que la comas cruda.Basta un trozo de unos 2 cm a primera ahora de la mañana en ayunas, acompañada de un poco de jengibre, con un poco de pimienta negra molida, que aumentará la absorción en el intestino gracias a su contenido en piperina, es lo que aseguran en 'SportLife'.

Además, un análisis publicado en el Asia Pacific Journal of Clinical Nutrition ha demostrado que al añadir 1 gramo de esta planta en cada desayuno en pacientes con pre-diabetes (con una tendencia superior a desarrollar demencia derivada de esta enfermedad), mejoraron sus cualidades de memoria cada día tras seis horas de haberla consumido. La curcumina forma del 3 al 6% de la cúrcuma y es la responsable de reducir los problemas de memoria asociados a la demencia.

Aunque tiene poder antiinflamatorio, su uso contra el cáncer o enfermedades más graves es efectivo solo en laboratorio y no como fármaco casero.

Según un estudio publicado en el 'American Journal of Gastroenterology', la cúrcuma puede ayudar a detener la propagación de las superbacterias, en concreto la C.difficile que causa diarrea. Otro de la Universidad Estatal de Pensilvania descubrió que dos cucharadas al día reducen la cantidad de grasa en sangre hasta en un 30%.

Durante miles de años la utilización de esta especia en la medicina tradicional ha sido muy variada. En la actualidad se usa para cualquier enfermedad que implique inflamaciones, y aunque sí sea una de sus grandes propiedades, los resultados distan mucho de la curación de muchas de ellas fuera del laboratorio.

Bulos sobre ella

Las propiedades medicinales de la cúrcuma circulan por internet casi desde su creación. Protege el hígado, mejora la artritis, ayuda a luchar contra el cáncer... Nada parece escapar a esta planta que se utiliza como colorante alimentario bajo el nombre de curcumina (E-100ii) y que es un ingrediente imprescindible del curry indio. Este viral se cobró una víctima hace unas semanas, cuando 'The Independent' informaba de que una mujer de 30 años había muerto tras recibir una inyección con esta sustancia durante un tratamiento naturópata.

¿Significa esto que la cúrcuma, lejos de ser beneficiosa para la salud, resulta mortal? Tampoco hay que ser tan radicales. Varios estudios han demostrado sus buenos efectos sobre determinados tipos de cáncer y en condiciones de laboratorio, pero la realidad dista bastante del efecto "superior a los medicamentos" con el que se presenta en algunas webs. A comienzos de año, varios investigadores publicaban una revisión en la revista 'Journal of Medicinal Chemistry' en la que analizaban décadas de altas expectativas sobre esta planta.

"La curcumina es un compuesto inestable, reactivo, mal absorbido por el organismo y, por lo tanto, un camino improbable", concluyen los investigadores. El problema es que este compuesto se degrada con facilidad en nuestro cuerpo y no es absorbido con efectividad, lo que lo convierte en un "pobre candidato" como fármaco. Además, recuerdan que no existen estudios replicables sobre sus supuestos beneficios antiinflamatorios o antidepresivos.

Esto no quiere decir que la cúrcuma sea peligrosa, siempre y cuando se utilice en el plato. "Es muy segura cuando se usa para cocinar, pero no sabemos qué sucede cuando se usa con fines médicos", advierte el 'Cancer Research' de Reino Unido, que sólo señala los dolores de barriga como consecuencia de su abuso. Las inyecciones, además de costar casi 200 euros, pueden poner en riesgo tu vida.

Hay que tener un buen fondo para aguantar las arduas sesiones . Por eso olvídate de la operación bikini, y comienza a cultivar la operación cama.

La dieta del cucurucho tiene su parte de verdad: el sexo es un ejercicio más que adelgaza, tonifica y... te cansa. Hay que tener un buen fondo, deportivamente hablando, para aguantar las arduas sesiones de cama. Si no estamos en forma, los tirones en los músculos, los agarrotamientos y el flato serán el pan nuestro de cada día (o noche).

Por eso te lanzamos un claro mensaje: olvídate de la operación bikini, y comienza a cultivar la operación cama. Ponte en forma para sacar lo mejor de ti mismo bajo las sábanas y haz tu vida sexual más caliente. Además, los resultados del ejercicio pueden aumentar seriamente tu confianza en la cama, además de las endorfinas que se liberan tras una sesión de sudor pueden ponerte a tono para un entrenamiento posterior íntimo.

Sadie Kurzban, fundadora del programa '305 Fitness', desvela en 'Prevention' una serie de entrenamientos para tener una vida sexual más satisfactoria.

El puente

"Este movimiento abre la flexibilidad de la cadera y fortalece los glúteos y los músculos isquiotibiales, los cuales son importantes para la mayoría de las posiciones", dice Kurzban.

Los músculos internos del muslo, a menudo descuidados, son los aductores de cadera y las apoyan junto a las rodillas y el núcleo general.

Para hacerlo, es fundamental tener en todo momento una perfecta alineación de la columna, desde la cabeza y el cuello hasta la cadera. Tumbado boca arriba con los brazos y las manos apoyadas y estiradas a los lados del cuerpo, apoya los pies en la pelota de modo que esta quede justo debajo de sus gemelos. Manteniendo el cuerpo recto, como en una diagonal, comprima con fuerza los glúteos y el abdomen y aguanta la postura durante 10 segundos. Afloja y vuelve a realizar el ejercicio 10 veces.

Levantamiento interno del muslo

Los músculos internos del muslo, a menudo descuidados, son los aductores de cadera y las apoyan junto a las rodillas y el núcleo general", explica Amanda Freeman, fundadora de SLT. "La fuerza interior de los muslos es ideal para envolver a la pareja... y sabes lo que quiero decir", apunta la experta.

Para hacerlo correctamente, "ponte de pie con una toalla debajo de los pies uno al lado del otro, con una toalla bajo el derecho y el peso uniformemente distribuido entre ambos. Desliza lentamente el pie derecho hacia su pierna la izquierda y cuenta cuatro. Luego desliza lentamente el pie derecho hacia atrás hacia tu pierna izquierda".

El puente abre la flexibilidad de la cadera y fortalece los glúteos y los músculos isquiotibiales, los cuales son importantes para la mayoría de las posiciones.

¡Ojo!, la experta advierte de que la mayoría de la gente suele inclinarse hacia un lado mientras realiza este movimiento. "Es imperativo que el peso se mantenga igual en ambos pies para obtener el máximo beneficio. Tampoco se debe doblar las rodillas".

Abdominales

Es el grupo de músculos que más utilizamos en el sexo. Túmbate con los brazos totalmente estirados sobre tu cabeza y las piernas abiertas y flexionadas. Levanta lentamente la parte superior del cuerpo haciéndolos pasar los brazos entre las piernas hasta tocar los dedos de los pies. Vuelve lentamente a la posición inicial.

Flexiones

Las flexiones de brazos son una forma bastante completa de ejercitarse, sin necesidad de equipo especial, y pueden hacerse en cualquier parte. Trabajan toda la parte superior del cuerpo: pectorales, deltoides y tríceps y ayudan a tonificar los abdominales, además de mejorar el estado físico general, la resistencia y la fuerza, esenciales para las sesiones de sexo.

Linn Löwes y Madelen Ros son dos amigas y profesionales del deporte que unen sus fuerzas cada día para ponerse en forma. Te enseñamos cómo lo hacen y por qué están de moda.

Si Paco Martínez Soria conociese a estas dos suecas seguro que también se pondría hacer deporte. Linn Löwes y Madelen Ros se conocieron hace cinco años por un amigo en común y su amor por el entrenamiento las ha unido para siempre. Son entrenadoras personas y forman un dúo inseparable en Instagram al que han llamado 'Doble Dedicación' y que suma más de 125.000 seguidores.

No a todo el mundo le gusta ir solo al gimnasio, algo que estos dos mujeres han decido aprovechar mostrando cómo un compañero de batallas deportivas es esencial para avanzar y obtener beneficios musculares que uno solo no podría. Lo llaman "peso amigo" y se trata de utilizar el cuerpo del otro como herramienta en tus actividades físicas.

Linn y Madelen llevan subiendo vídeos mostrando multitud de ejercicios que puedes practicar con tu compañero del gimnasio. "Es genial estar con alguien que ama tanto el deporte como tú y dar un paso más utilizando su cuerpo como peso para hacer sentadillas o flexiones. También puedes sentirte bien contigo mismo porque estás ayudando a otra persona", explican.

Uno levanta el peso con mayor resistencia y trabaja más duro, y el que sirve como carga tiene que estabilizar su cuerpo para no caerse.

Incluso las personas que disfrutan haciendo deporte saben que no es tan divertido como salir con los amigos, y es por eso que estas mujeres de 25 y 29 años juntaron su pasión por esta profesión.

En qué consiste

Al igual que un entrenamiento de resistencia, que aumenta la fuerza de los huesos y los músculos, el metabolismo y la autoestima, "estos son una gran alternativa cuando no tienes pesos disponibles. Impone una nueva demanda en el cuerpo que proporciona diferentes resultados que tu rutina normal", comenta Aubrey Watts, especialista en fortalecimiento y acondicionamiento del deporte a 'The Telegraph'

A pesar de que pienses que no es comparable (en cuanto a esfuerzo) el peso de una persona a la de una pesa normal, durante los ejercicios de alta intensidad, estos pueden llegar a ser muy beneficiosos y hacerte progresivamente más fuerte ya que este entrenamiento es bueno por los dos maneras diferentes: la persona que levanta el peso, lo hace con mayor resistencia y tiene que trabajar más duro que alguien que haga movimientos básicos, y la persona que sirve como carga tiene que estabilizar su cuerpo para ser levantado con seguridad, ya que la incapacidad para hacerlo podría provocar lesiones.

Afortunadamente ninguna de las dos han sufrido daños graves tras haber hecho alguno de estos ejercicios, solo algún moratón sin importancia. "Algunos acaban siendo impresionantes y otros catastróficos, pero siempre con muchas risas", comenta Linn. Sin embargo ambas se lo toman muy en serio y saben que el cuerpo se ajusta al peso que está acostumbrado a levantar, convirtiendo el entrenamiento en algo simple y más fácil de lo que se puede imaginar al principio.

Löwes admite que hacer estos movimientos a veces pueden ser un reto. Además, no siempre es fácil encontrar a alguien con quien estés lo suficientemente cómodo para probarlos. Después de todo, nadie dice que estos ejercicios sean para todos. "Haz lo que te haga sentir mejor", dice Madelene.

Cuáles hacer

No te vamos a engañar, pueden llegar a ser agotadores. Pero también hay buenas noticias, dura poco: exactamente 4 minutos. Mucho se ha hablado sobre los High Intensity Interval Training (HIIT), y en poco más de dos años se han convertido en un clásico de los gimnasios. Sus resultados son increíbles: desde perder peso hasta aumentar la resistencia en tiempo récord, y mucho mejor si son acompañados.

Se trata de combinar intervalos de alta intensidad con otros más moderados o incluso bajos. En los picos más altos lo pasarás fatal, pero saber que es una actividad que acaba pronto te motivará para aguantar.

Burpees, lumbares o sentadillas son los ideales para conseguir resultados más rápidamente.

En la naturaleza se dan fenómenos tan increíbles que parecen sacados de una novela de ciencia ficción. 

Hoy voy a hablarle de uno de ellos, el de un extraño hongo conocido en Asia desde hace siglos, de increíbles propiedades para la salud que la ciencia moderna está corroborando una tras otra a través de más de un centenar de estudios científicos. 

Pero vayamos al principio del todo… 

Hace más de mil años, los pastores de las altas llanuras tibetanas observaban que sus animales, incluidos los de edad más avanzada, disfrutaban de un vigor envidiable. Saltaban, trotaban y se relacionaban entre ellos llenos de energía. También era sorprendente su actividad sexual y su fertilidad. 

Intrigados por este hecho, los pastores comenzaron a interesarse por las hierbas que comían, y descubrieron la presencia de un hongo desconocido que identificaron como la razón de esa energía inusual de sus rebaños. 

Había nacido una leyenda. Su nombre: Ophiocordyceps sinensis, o simplemente Cordyceps. Aunque no es otra cosa que un hongo, se trata de una especie formidable, un hongo entomopatógeno, pues en realidad es un hongo parásito que crece en el interior de un insecto o un gusano y se alimenta de él hasta matarlo. 

Un parásito aterrador

La forma en que crece el hongo es, cuando menos, sorprendente, ¡por no decir totalmente aterradora! 

En nuestro planeta, muchos seres vivos son lo que se denomina “parásitos”. La mayoría de ellos vive a costa de sus anfitriones sin dañarlos, o con un perjuicio mínimo; incluso existen numerosas relaciones de simbiosis, en las que ambos, parásito y anfitrión, salen beneficiados. Ese no es el caso del Cordyceps, que se comporta como un temible “vampiro”, infligiendo un verdadero calvario a sus víctimas, que son hormigas, orugas o arañas. 

En el caso de la hormiga, por ejemplo, el hongo libera esporas que terminan estableciéndose en la piel del anfitrión. Quince horas más tarde, empieza para el insecto una lenta agonía. Las esporas van creciendo en su cuerpo, consumiéndolo desde el interior sin llegar a tocar los órganos vitales. La necesidad del hongo colonizador por su presa va en aumento, y tiene lugar una posesión implacable, en la que el hongo se va haciendo poco a poco con el control de la hormiga, abriéndose paso hasta su cerebro. El insecto empieza entonces a presentar un comportamiento anómalo y desorientado -como si se desprogramase por completo- y vaga así durante horas. De pronto, como si de un robot teledirigido se tratase, trepa por una rama para clavar sus mandíbulas en ella y quedarse inmóvil. 

El hongo, ahora dueño de su víctima, hace que ésta busque unas condiciones óptimas para su crecimiento, orientada hacia el norte. Algunas horas después de haberse anclado en la rama, la hormiga muere, paralizada como una momia vegetal. El hongo continúa entonces su desarrollo en la cabeza de la hormiga y, semanas más tarde, explosiona para diseminar sus esporas, que buscarán otras víctimas a las que colonizar. 

Cuando coloniza a una oruga el proceso es similar. El micelio (conjunto de filamentos) del hongo se desarrolla a partir de esporas existentes en el suelo, desde donde infecta a la oruga, penetrando e invadiendo su cuerpo, que permanece enterrado en el suelo. Para crecer, el hongo va absorbiendo los nutrientes del cuerpo de la oruga. Meses después, la oruga finalmente muere, con su cuerpo ya totalmente consumido por el hongo, que conserva la forma del cuerpo de la larva. De la cabeza de la oruga, que permanece enterrada en el suelo, surge una estructura que emerge de la tierra, de unos 10 cm de altura, de color azul oscuro prácticamente negro, que contrasta con el verde de las praderas. Es esto lo que ingería el ganado junto con las hierbas y que le producía ese vigor y energía… 

Privilegio de emperadores

Tras la evidencia de las increíbles propiedades que tenía el hongo en el ganado, pronto se difundieron por toda China sus virtudes. 

Pero, por desgracia, el hongo milagroso era tan escaso que sólo estaba al alcance de ciertas élites de la sociedad y, en particular, para los emperadores. 

Aunque esas élites llevaban siglos beneficiándose de sus propiedades, las primeras referencias como hongo medicinal aparecen durante la dinastía Qing (manchú), que fue la última de las dinastías imperiales chinas. 

Su escasez viene dada por su propia naturaleza. Y es que el cordyceps crece en estado silvestre a gran altitud, entre los 3.000 y los 5.000 metros. La escasez de oxígeno de este clima extremo ofrece un entorno extremadamente adverso que propicia en las especies el desarrollo de una enorme capacidad de supervivencia. Cuanto más adverso es el entorno, mejor es la calidad del hongo. A ello se suma el hecho de que el cordyceps tarda alrededor de seis años en completar su crecimiento, por lo que es aún más difícil encontrar el producto en su estado natural. 

Quienes se dedican a su recolección son, en su mayoría, criadores de yaks (bóvidos que viven en las altiplanicies esteparias y en los fríos desiertos), a quienes un mes de recolección de este hongo les genera el equivalente a los ingresos anuales que perciben por su actividad principal o incluso supone su único ingreso. (1) (2) 

En el momento de la recolección (cuatro semanas entre mayo y junio), pueblos enteros quedan desiertos cuando sus habitantes emprenden la búsqueda del santo grial fúngico. Y es que el cordyceps es uno de los productos medicinales naturales más caros del mundo. En 2012, su precio alcanzó los 140.000 dólares el kilo... ¡3 veces el precio del oro! Así, no resulta difícil entender por qué era un privilegio exclusivo de la familia imperial. Y también es natural que los circuitos de recolección del cordyceps en la naturaleza sean un absoluto secreto para quienes lo practican. 

La enorme demanda de cordyceps silvestre y su poca disponibilidad en la naturaleza han dado pie a una sobreexplotación que ha conducido a una mayor escasez. Por ello, en 1999 se clasificó como especie en peligro de extinción en China. 

Cordyceps de cultivo

En consecuencia, gran parte del cordyceps que se comercializa hoy en día es de cultivo, lo que se hace sobre un sustrato de arroz o de habas de soja o bien en un medio líquido vegetal. 

Los laboratorios tienen entonces dos opciones: o bien adquirirlo a través de un proveedor externo (otro laboratorio), o bien cultivarlo ellos mismos. Desde nuestro punto de vista, si se desea adquirir cordyceps, es imprescindible apostar por un laboratorio que realice él mismo el proceso de fermentación y cultivo, pues es la única forma de garantizar su calidad y la estandarización de sus principios activos. 

Además la picaresca en torno al cordyceps es muy grande. Algunos distribuidores sin escrúpulos adulteran la producción para obtener mayores ganancias. Incluso en ocasiones venden bajo el nombre de cordyceps otro tipo de hongo que, aunque pertenezcan a la misma familia, no tienen los mismos beneficios. 

Así que este sería mi primer consejo fundamental si se anima a utilizar cordyceps: elegir un laboratorio absolutamente fiable. 

Investigadores chinos del Instituto de Materia Médica de la Academia China de las Ciencias lograron aislar en 1982 una cepa en fase asexual de Cordyceps sinensis, denominada Cs-4, y desarrollaron un método de fermentación para poder cultivarla en laboratorio. (3) 

Está demostrado científicamente que las propiedades medicinales del micelio cultivado de Cordyceps Cs-4 son igual de eficaces y seguras que las de ejemplares de cordyceps que se encuentran en estado silvestre. (4). 

Así que ese sería mi segundo consejo si quiere consumir cordyceps como complemento alimenticio para su salud: busque complementos que empleen la cepa Cs-4 (algunos fabricantes utilizan el nombre en latín Paecilomyces hepiali). 

Por eso es tan importante elegir con cuidado el laboratorio al que se va a adquirir el cordyceps, para que sea capaz de garantizar esa calidad, utilizando cepas que procedan de ejemplares seleccionados. 

Además, tomar cordyceps de cultivo tiene una gran ventaja para los escrupulosos, y es que sólo se toma el hongo (y no el insecto al que ha parasitado cuando ha sido recogido de la naturaleza). Y es que al consumir cordyceps silvestre, en realidad lo que se está ingiriendo es el estroma del hongo junto al cuerpo de la oruga, mientras que en el caso del de laboratorio sólo toma el hongo puro. ¡Todo son ventajas! 

Para qué tomar cordyceps

El cordyceps ha sido utilizado en la medicina tradicional tibetana y china durante siglos. Y hoy día incluso la industria farmacéutica convencional ha puesto sus ojos en él y es la base de algunos medicamentos para luchar contra el cáncer o el sida, por ejemplo. 

Sus propiedades son tan numerosas y están tan demostradas que es fácil encontrar razones para tomar Cordyceps sinensis como complemento nutricional. ¡Sirve para casi todo! 

Como ya descubrieron los antiguos pastores trashumantes tibetanos, es un potente vigorizante que favorece el aumento de la energía física y mejora significativamente el rendimiento deportivo en los atletas. También es un afrodisíaco que contribuye a aumentar el vigor sexual, tanto en el hombre como en la mujer. 

También es un excelente complemento para luchar contra el envejecimiento celular. Los estudios han demostrado que el extracto de cordyceps mejora la actividad de las enzimas antioxidantes (SOD), disminuyendo así la oxidación de los lípidos e inhibiendo la actividad de las monoaminoxidasa (un grupo de enzimas que deterioran los neurotransmisores como la serotonina). Además, es un importante adaptógeno que ofrece una mejor resistencia al estrés y a las enfermedades. También mejora la función respiratoria y cardiovascular. 

Como le comentaba, hay más de un centenar de estudios científicos que se han realizado sobre el hongo cordyceps, centrándose en diferentes parámetros: tónico o energético, sistema renal, sistema inmunitario, aumento de masa muscular, aumento de vigor y libido, propiedades antioxidantes… 

Por citar algunos, que si lo desea podrá consultar utilizando las referencias científicas que encontrará al final de este texto, son muy interesantes sus propiedades en casos de impotencia masculina o disfunción sexual. Distintas investigaciones asocian una mejora en la calidad espermática, en el deseo y la libido a la ingesta de extractos de Cordyceps sinensis. La mejora en la calidad del esperma se debe posiblemente a la riqueza en vitaminas, zinc y aminoácidos. (5) (6) 

Además, se utiliza para mejorar el rendimiento físico, tiene propiedades inmunoestimulantes, y se ha empleado para tratar trastornos respiratorios, renales, hepáticos y cardiovasculares (7). 

Diferentes estudios han demostrado además su efecto antiestrés y antifatiga asociado a un aumento de los niveles de ATP (adenosíntrifosfato), la molécula energética de las células, y a una mejora de la eficacia en el uso del oxígeno. (8) (9) 

El ácido cordicépico presenta propiedades diuréticas, antitusivas y antioxidantes, mientras que los nucleósidos participan en la regulación y modulación de varios procesos fisiológicos en el sistema nervioso central. El nucleósido cordicepina (3’-deoxiadenosina) posee propiedades antiinflamatorias y efectos reductores de la concentración del colesterol total, lipoproteína de baja densidad y triglicéridos en sangre. (10) (11) (12) 

La eficacia del extracto de micelio fermentado está avalada por numerosos estudios que han determinado, entre otros efectos, una mejora de la función respiratoria, de la función cardiovascular y renal, un aumento significativo de los niveles de testosterona y estradiol en hombres y mujeres con libido baja, y un efecto hipolipidémico disminuyendo el nivel de colesterol total. (13) (14) 

Dónde encontrarlo y cómo tomarlo

Cuando se toma en estado silvestre, puede tomarse en sopa, simplemente hirviendo agua y añadiendo el hongo. Tradicionalmente también se ha consumido preparándolo en platos de pollo, cerdo o pato. (15) 

Pero salvo que usted viva en el Tibet y conozca un proveedor de plena confianza que le permita incorporarlo a sus guisos -lo que probablemente no será el caso- si quiere beneficiarse de las increíbles propiedades de este hongo milenario deberá ingerirlo en forma de complemento nutricional. 

Recuerde los consejos que le he dado para asegurarse de que no le den gato por liebre. 

Para los que prefieran ir a tiro hecho, voy a recomendarle un producto de un laboratorio que cumple todos los requisitos y más. 

Se trata del CordycepsPrime, del laboratorio Anastore, del que ya me ha oído hablar alguna vez. 

Ni que decir tiene que utiliza un proceso de producción por fermentación de la cepa Cs-4, empleando un procedimiento biotecnológico patentado de fermentación natural que logra producir un extracto de micelio (el cuerpo vegetativo del hongo) de Cordyceps sinensis con una alta titulación en adenosina (0,28%) y en D-manitol (8%). El resultado es un estracto titulado, es decir, que este laboratorio le garantiza una cantidad mínima de los principios activos de este increíble hongo en todas y cada una de sus unidades. 

Además, el hongo cordyceps contiene contiene multitud de minerales, vitaminas (A, B1, B2, B12, C, E y K), aminoácidos, ergosterol (que es un precursor de la vitamina D), polisacáridos y cordicepina, entre otros. 

Respecto a su dosificación, es suficiente con 1.500 mg al día. Eso significa 3 cápsulas al día con medio vaso de agua, una en cada comida. 

La nueva Plataforma de Telemedicina servirá para gestionar las consultas entre profesionales de Atención Primaria y dermatólogos.

La principal funcionalidad de la plataforma consiste en la posibilidad de que el médico especialista en Medicina Familiar y Comunitaria pueda enviar imágenes e informes clínicos de aquellas lesiones dermatológicas que considere deban ser valoradas por los facultativos especialistas de Dermatología. Las imágenes son tomadas por unas cámaras especiales que tienen adaptado un dermatoscopio, lo que supone enviar al dermatólogo la misma información con la que contaría de forma presencial.

La Plataforma de Teledermatología gestionará tanto el envío de imágenes como la comunicación entre los profesionales, integrando la información clínica con el resto de la Historia de Salud del paciente, de forma que el facultativo contará con toda la información necesaria para llevar a cabo un diagnóstico sin necesidad de que el paciente se desplace. La Plataforma provee, además, una serie de herramientas de comunicación por las que dermatólogo y médico de familia podrán intercambiar información clínica del paciente de forma segura y valorar las decisiones a tomar.

Este avance va a permitir a los profesionales trabajar de forma conjunta, aumentar la seguridad y reducir el tiempo para realizar un diagnóstico, además de evitar desplazamientos innecesarios a los pacientes.

En estos momentos se están adquiriendo los 15 equipos  – cámaras especialiales con dermatoscopio incorporado – para implantar el programa en los centros de salud de Atención Primaria del Área Sanitaria Málaga-Axarquía y la Unidad de Dermatología del hospital, al finalizar el periodo estival. El coste económico de esta intervención es de 120.000 euros.

Esta actuación forman parte del plan de mejora que se está llevando a cabo en las instalaciones de esta área sanitaria y se han planificado con arreglo a un cronograma, con el objetivo de que el desarrollo de la actividad sanitaria se realice con normalidad y minimizar las molestias que pudieran ocasionar a los usuarios.

A través de los siguientes retos podrás evaluar de manera objetiva cuán desarrollada está tu destreza para almacenar datos y recuerdos.

La tecnología nos ha facilitado mucho la vida al tiempo que ha mejorado muchas de nuestras capacidades, pero no es menos cierto que con ella también se han presentado efectos secundarios nada banales. Si hay una habilidad humana que, de hecho, se ha ido degradando por la facilidad de acceso a la información que proporciona un solo un ‘click’, esa ha sido precisamente la memoria. Hace apenas quince años todos teníamos en la cabeza una pequeña lista con los cinco o seis números de teléfono que solíamos utilizar con más frecuencia. ¿Serías capaz de recordar hoy el de tu amigo favorito o el de tu tía más cercana?

Quien tiene mala memoria borra parte de su pasado y pierde, por consiguiente, fragmentos muy importantes de su propia existencia. Por eso, en una célebre carta a su nietoUmberto Eco describía el deterioro de esta capacidad cognitiva como toda una enfermedad moderna: “La memoria es un músculo, como los de las piernas. Si no lo ejercitas se atrofia y te conviertes (desde un punto de vista mental) en un inválido, es decir (digámoslo abiertamente), en un idiota”.

Secuencias de números, palabras, formas y cartas conforman los cinco desafíos que se plantean.

Para que tal destreza se encuentre en plena forma, recurrimos a la sabiduría de Dominic O’Brien, campeón del mundo de memoria y autor del libro ‘How to Develop a Brilliant Memory Week by Week’.

Varios diarios británicos han publicado un test elaborado por este maestro para que los lectores verifiquen su competencia a la hora de almacenar datos. Coge, pues, un lápiz, un papel y un cronómetro y sigue las instrucciones de estos cinco retos que te presentamos a continuación. Al final del artículo encontrarás cómo medir los resultados.

1. Palabras

Estudia esta lista de 20 palabras durante tres minutos. Aparta la mirada y apunta todos los términos que recuerdes, aunque no respeten el orden original. Por cada palabra acertada ganarás un punto.

Árbol. Tiempo. Cara. Tubo. Reloj. Ratón. Motor. Planeta. Trueno. Collar.

Armario. Oruga. Jardín. Tesoro. Cuadro. Arnés. Reposo. Manzana. Océano. Libro.

2. Números

Revisa la siguiente lista de números durante tres minutos. Aparta de nuevo la mirada e intenta escribirla respetando el orden en el que se presentaban. Por cada número correcto obtendrás un punto, pero si te equivocas en una de las cifras de la secuencia deberás parar. Por ejemplo, si aciertas los cinco primeros y fallas el sexto, obtendrás cinco puntos.

5 0 3 6 7 4 4 0 9 2 8 2 0 5 7 6 7 1 2 9

3. Formas

Lee todas las instrucciones antes de empezar este resto. Analiza primero esta imagen con estas 10 formas durante tres minutos, poniendo especial atención al orden en el que aparecen (es decir, al número que tienen debajo).

A continuación te presentamos otra imagen con las mismas formas, pero siguiendo un orden distinto. Intenta recordar los números que tenían en el gráfico anterior (no hagas trampas mirándola de nuevo). Por cada acierto asígnate un punto.

4. Números binarios

Se trata del mismo reto del segundo punto, pero solo que con unos y ceros. Estudia la siguiente secuencia de treinta números durante tres minutos, e intenta escribirla después. Recuerda que es importante respetar el orden. Cuando falles en la sucesión, detente. Si, por ejemplo, te equivocas en el séptimo guarismo, habrás conseguido seis puntos.

1 1 0 0 0 0 0 1 1 0 1 1 1 0 1 1 0 0 1 1 0 1 0 1 0 1 0 0 1 1

5. Cartas

Analiza estas diez cartas durante tres minutos. Una vez transcurrido este tiempo prueba a reproducirlas sobre el papel en la misma posición en la que aparecían. Asígnate un punto por cada acierto (tienen que coincidir carta y posición).

Resultado

El máximo número de puntos que puedes lograr es de 90. Si obtienes 70 o más te puedes considerar todo un maestro. Si tu calificación es de 35 o más puntos significa que a pesar de que tu capacidad es óptima, puedes mejorarla mucho más. Por último, una puntuación igual o superior a 20 indica que necesitas ejercitar con urgencia tu memoria.

Si a pesar de las precauciones no has podido evitar que tu piel se haya dañado por la acción de los rayos UVA, aquí tienes tres soluciones para prevenir daños mayores.

Tanto aquellos que aprovechan agosto para ir a la playa, como los que prefieren pasar sus vacaciones disfrutando de turismo interior o los que se ven obligados a levantarse todas las mañanas para seguir acudiendo a su puesto de trabajo, nadie, absolutamente nadie, esta exento en estas fechas del riesgo de padecer quemaduras en la piel derivadas de la acción directa del sol.

La amenaza es para tomársela muy en serio. En España se diagnostican cada año unos 3.600 casos de melanoma, siendo más frecuente este tumor entre las mujeres. Según la Asociación Española Contra el Cáncer, la incidencia, en comparación con otros países europeos, se puede considerar alta, con un aumento muy destacado de este tipo de cáncer entre la población en los últimos treinta años.

Utilizando paños fríos bañados en leche reducimos el calor de la quemadura, mientras el ácido láctico elimina los estratos superiores de piel muerta.

Salir de casa en verano embadurnados con el protector solar debería ser ya una hábito, pero a pesar de la insistencia por parte de la comunidad médica para prevenir estas lesiones, nuestra propia actividad cotidiana nos dificulta que podamos convertir esta sana costumbre en una rutina. Si tu epidermis se ha visto dañada por una prolongada exposición al sol, te interesa tener en cuenta los siguientes consejos. Erin Gilbert, una dermatóloga neoyorkina que cuenta entre sus clientes con importantes modelos y actores, ofrece tres importantes recomendaciones con las que paliar el dolor, el escozor, y lo que es más importante, evitar males mayores.

La norma fundamental

Si desafortunadamente te has visto afectado por una fuerte quemadura, la indicación principal de la experta es clara: “Escapa completamente del sol durante una semana”, cuenta a ‘The Bussiness Insider’

Durante este tiempo, tu cuerpo está tratando de curarse a sí mismo a través de sus defensas naturales. Cualquier exposición añadida de rayos ultravioleta prolongará tanto el dolor como el daño, no permitiendo a la piel recuperarse. Si no nos protegemos correctamente, el código genético de las propias células puede verse alterado, aumentando así el riesgo de mutaciones que pueden derivar en tumores.

Si quieres, por tanto, lucir un buen bronceado, no arruines esa posibilidad poniéndote más rojo que un cangrejo desde el primer día de vacaciones o deberás pasar el resto de tu tiempo de asueto alejado del mar, de la piscina o de las actividades más placenteras que el verano te ofrece.

Un remedio casero eficaz

De acuerdo, te has pillado una buena quemadura y lo que menos necesitas ahora es una reprimenda. Quieres, en definitiva, soluciones. Ahí va la primera: “Puedes poner en el frigorífico paños bañados en leche para aplicarlos después sobre las zonas afectadas por el sol”.

Los extractos de aloe vera son buenos para las quemaduras siempre que en su etiqueta no figuren como ingredientes la lidocaína y la benzocaína.

¿Cuál es la causa por la que este remedio funciona? Con este método reducimos el calor de la quemadura, al tiempo que el ácido láctico elimina algunos estratos superiores de piel muerta: “Por tanto, si tienes ampollas, esto puede mitigar la lesión y curarla más rápidamente”.

Una alternativa de parafarmacia

Si no te convence lo anterior, puedes confiar entonces en los extractos de aloe vera, aunque, según la doctora, es muy importante ser cautos y leer con detenimiento las etiquetas de las cremas destinadas a este fin, ya que a la larga puede ser peor el remedio que la enfermedad.

“Algunos productos disponibles en el mercado tienen lidocaína y benzocaína. Estos ingredientes alivian temporalmente el dolor de la quemadura, pero en cuanto acabe su efecto, la cosa va ir a peor y el dolor va a ser aún más fuerte. Reconozco que no me gusta usar estos productos”, afirma Gilbert.

Una solución farmacológica

Para aquellos que decidan confiar en la medicina de toda la vida, la dermatóloga tiene también una recomendación eficaz: “Puedes tomar una aspirina o un simple antiflamatorio genérico. Considera que tu piel, a fin de cuentas, se encuentra inflamada”.

El fármaco experimental ‘CMP3a’ inhibe un mecanismo molecular totalmente para la supervivencia de las células madre del glioblastoma multiforme.

El glioblastoma multiforme es uno de los tumores más prevalentes y mortales del cerebro. No en vano, se trata de un tipo de cáncer muy difícil de extirpar quirúrgicamente y altamente resistente tanto a la quimioterapia como a la radioterapia, lo que provoca que la supervivencia media de los pacientes no supere, aún en la actualidad, los 15 meses. Pero, ¿por qué este tumor es tan difícil de tratar? Pues, básicamente, porque aún no se ha encontrado la manera de erradicar todas las células madre del glioblastoma, esto es, las células responsables tanto del crecimiento como de la recurrencia tumoral. Y con que solo quede una de estas células, proliferará y el cáncer volverá a aparecer. De ahí la importancia de un estudio dirigido por investigadores de la Universidad de Alabama en Birmingham (EE.UU.), en el que no solo se describe el mecanismo molecular que utilizan las células madre del glioblastoma para sobrevivir y llevar a cabo su labor cancerígena, sino que se muestra un fármaco capaz de echarlo por tierra.

Concretamente, el estudio, publicado en la revista «The Journal of Clinical Investigation», muestra cómo las células madre del glioblastoma necesitan una enzima denominada ‘NEK2’ para reproducirse y sobrevivir a la radioterapia. Y asimismo, cómo un fármaco experimental bautizado como ‘CMP3a’ es eficaz a la hora de inhibir esta NEK2, con lo que se inhibe completamente el crecimiento tumoral.

Como explica Ichiro Nakano, director de la investigación, «en la actualidad estamos en el proceso de análisis farmacocinético y farmacodinámico con CMP3a para diseñar un ensayo clínico para el glioblastoma y otros tumores dependientes de NEK2/EZH2. Esperamos añadir este fármaco candidato a nuestra lista de protocolos de ensayos clínicos para el glioblastoma en uno o dos años».

 Interacción cancerígena

 El nuevo estudio parte de los resultados de una investigación previa de los mismos autores en la que se observó que otro fármaco candidato –llamado ‘OTS167’– no era eficaz en el tratamiento del glioblastoma. Los autores analizaron la razón por la que este tipo de cáncer era resistente a la administración de OTS167, encontrando que la culpa la tenía la quinasa NEK2. Pero, ¿qué es lo que hace esta NEK2? Pues se une a otra enzima que, denominada ‘histona-lisina metiltransferasa EZH2’ (EZH2), ya es bien conocida por su papel en la proliferación y supervivencia de las células madre del glioblastoma. Y lo que provoca esta unión es que EZH2 no pueda ser degradada en estas células madre. Dicho de otro modo, NEK2 estabiliza a EZH2, promoviendo así la propagación del tumor.

Como indica Ichiro Nakano, «la interrupción de la interacción de NEK2 y EZH2 en las células cancerígenas tiene el potencial para constituirse en una nueva estrategia terapéutica para los tumores recurrentes y un subgrupo de tumores primarios».

"Esperamos añadir CMP3a a nuestra lista de protocolos de ensayos clínicos para el glioblastoma en uno o dos años".

Los autores analizaron muestras de tejidos de glioblastoma de 44 pacientes y vieron que la expresión de NEK2 se encontraba directamente asociada a la expresión de EZH2. Entonces, y dado que ya se sabe que una expresión elevada de EZH2 se asocia al desarrollo de tumores y a un peor pronóstico en los pacientes con distintos tipos de cáncer –entre otros, el de próstata y el de mama, además del glioblastoma–, ¿una expresión elevada de NEK2 también se asocia a estos efectos malignos? Pues sí; los resultados mostraron que los niveles de NEK2 se encontraban muy elevados en los pacientes con tumores recurrentes que no respondían a los tratamientos.

Por tanto, la enzima NEK2 es directamente responsable de la proliferación y expansión de las células madre del glioblastoma, así como de su resistencia a la radioterapia. Pero, ¿no hay ningún fármaco, aun experimental, capaz de inhibirlo? Pues ahora sí: ‘CMP3a’.

Inhibición selectiva

Los autores emplearon un programa informático para diseñar y sintetizar una molécula capaz de inhibir NEK2, obteniendo como resultado el fármaco experimental CMP3a, altamente selectivo para esta enzima pero no para el resto de quinasas. El siguiente paso fue evaluar su efecto en cultivos con células madre del glioblastoma humanas y en modelos animales –ratones– a los que se indujo este tumor cerebral. Y de acuerdo con los resultados, CMP3a fue capaz de inhibir totalmente la proliferación de las células madre del glioblastoma.

Es más; como concluye Ichiro Nakano, «cuando se combinó con radioterapia, CMP3a demostró un efecto sinérgico a la hora de atenuar el crecimiento de las células del glioblastoma en los cultivos en placas de laboratorio».

"Saber que mi pequeño ha ayudado a otros bebés con la leche con la que se habría alimentado si no hubiera muerto, es algo muy gratificante".

Un día de febrero Sara dio a luz a dos bebés prematuros que apenas llegaban a los seis meses de gestación y que pesaron poco más de 805 gramos.

"Yo tenía demasiada leche y mis bebes solo podían recibir una alimentación parenteral, que es un suero que contiene todos los nutrientes necesarios. Me puse en el lugar de las otras madres e imaginé cómo me sentiría yo si mis hijos necesitasen leche materna. Ahí fue cuando decidí hacerme donante de leche", explica.

"Era como una vaca lechera", dice entre risas. Sara se ha convertido en la madre que más cantidad de leche ha donado en Baleares, con más de 100 litros.

"En cada extracción podía dar unos 370 mililitros y alguna vez llegué a los 640", precisa.

Al tener unos hijos tan prematuros, Sara y su marido visitaron a a diario durante cuatro meses la UCI pediátrica del hospital de Son Espases, en la que salvaron la vida a uno de sus pequeños.

Ya hace 16 años que el pediatra mallorquín Sergi Verd regresó de Londres para crear el primer banco de leche humana de España. En 2001, Mallorca se alzó como pionera poniendo en marcha un proyecto capaz de reforzar el sistema inmunológico de bebés prematuros y así evitar que contraigan enfermedades graves.

Célia forma parte del equipo técnico del laboratorio del Banco de Tejidos de Baleares. A lo largo del año pasado analizó más de 270 litros de leche de diferentes madres como encargada del proceso de pasteurización.

"Vendría a ser lo que antiguamente era conocido como al baño maría. Es un proceso térmico durante el cual se destruyen todas las bacterias", explica.

En comparación con Francia, Reino Unido y Noruega, países que cuentan con una media de 15 bancos de leche materna, España es uno de los países europeos con menos centros dedicados a cubrir este servicio ya que solo hay en diez comunidades.

El año pasado Baleares recogió 276'1 litros de leche materna, de un total de 57 donantes.

Con estas donaciones se pudo suministrar alimento a 107 neonatos. Los datos de Baleares reflejan que las islas no cuentan ni con una donante por municipio.

"En este caso no es cuanto más mejor, este es el número que necesitamos", asegura el director del Banco de Tejidos, Antoni Gayà.

La labor de los bancos de leche resulta poco conocida a pesar de que su creación se remonta a más de un siglo.

En 1909, Viena inauguró el proyecto, que alcanzaría su máximo apogeo en la década de los 60 y 70, aunque después la aparición del Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH) provocó el cierre de muchos.

Las madres que deseen donar por vez primera tienen que acudir al Banco de Tejidos para que los especialistas les expliquen el proceso. Después de esta visita, reciben un conjunto de útiles que para extraer la leche y conservarla en unos frascos.

Cuando la madre lactante considera que ha almacenado cierta cantidad de leche, un mensajero se encarga de recogerla a domicilio y trasladarla a la fundación.

Una vez llega la leche al banco, los frascos se clasifican por lotes (cada conjunto pertenece a una misma donante) y se congelan a menos 80 grados hasta el día de su procesamiento.

Ya pasteurizada, se envía una muestra de esa leche al laboratorio de microbiología de Son Llàtzer, que certificará si tiene la calidad requerida.

Los expertos explican que no todos los bebés pueden ser alimentados con leche donada, especialmente los que son prematuros, que pesan menos de 1.500 gramos, hijos de madres que toman alguna medicación incompatible con la lactancia o mujeres con un retraso de la subida de la leche.

De no reducirse las emisiones contaminantes, podrían morir 150.000 personas al año. El 30% de la población mundial, expuesta a olas de calor letales.

Año 2100 en Europa. Dos tercios de la población del continente se expone a fenómenos climáticos extremos. Más de 150.000 personas mueren anualmente por olas de calor, de frío, inundaciones costeras, incendios forestales, crecidas de ríos, vientos huracanados y sequías.

Este es el panorama que ha proyectado para finales de siglo un estudio del Centro Común de Investigación de la Comisión Europea (JRC, por sus siglas en inglés). Pero los investigadores no persiguen inquietar a la población, sino contribuir a la búsqueda de soluciones en las medidas de adaptación y mitigación del cambio climático.

 Y es que el trabajo, que se publica en la revista científica The Lancet Planetary Health, prevé qué ocurrirá en Europa en 2100 si no se reducen las emisiones de gases de efecto invernadero -principalmente el dióxido de carbono, el metano, el óxido de nitrógeno y el ozono- y los países no cumplen con lo pactado en el Acuerdo de París, cuyo objetivo es que, a finales de este siglo, la temperatura mundial no se incremente más de 2º C.

Fallecimientos potenciales

El estudio, que analiza los efectos de los siete tipos más dañinos de riesgos meteorológicos en 28 países europeos, determina que las muertes potenciales anuales aumentarían hasta 50 veces si no se mejoran las políticas destinadas a reducir el impacto del calentamiento global. Los investigadores toman como referencia las cifras del período 1981-2010, en los que, de media, hay 3.000 muertes al año por estas causas y 25 millones de personas expuestas.

El principal autor de la investigación, el doctor Giovanni Forzieri, recuerda que "el cambio climático es el responsable del 90% de estos riesgos", mientras que el 10% restante tiene su origen en "el aumento de la población, la migración y la creciente urbanización".

Como parte del estudio, los autores analizaron 2.300 catástrofes de récord ocurridas entre 1981 y 2010, que incluyen el tipo de desastre, el país, el año y el total de fallecimientos que provocó. Estos datos se utilizaron para estimar la vulnerabilidad de la población a cada uno de los siete fenómenos mencionados.

Posteriormente, los combinaron con proyecciones sobre el posible progreso del cambio climático y el crecimiento y migración de las poblaciones. Así, el tiempo se dividió en intervalos de 30 años en los que se estimó, para cada uno de ellos, las posibles muertes y la gente expuesta a estos fenómenos climáticos extremos.

De este modo, y siempre que no se aplique ninguna medida de adaptación y mitigación, en el periodo 2011-2040 se podrían alcanzar 32.500 fallecimientos anuales en Europa, 103.300 en el período 2040-2071 y 152.000 entre 2071-2100.

En cuanto al número de gente expuesta a estos eventos meteorológicos también aumentaría de forma drástica: a principios de siglo era una de cada 20 personas y a finales de siglo llegaría a dos de cada tres. Es decir, de unos 25 millones de personas a 351 millones en 2100.

Las olas de calor

Además, el estudio señala a las olas de calor como el riesgo más preocupante. De acuerdo con los investigadores, en el periodo de referencia hay unas 2.700 muertes anuales relacionadas con este fenómeno pero se estima que la cifra ascendería a más de 150.000 a finales de siglo.

El segundo lugar lo ocupan las inundaciones costeras, que sumarían 233 fallecimientos por año en 2100 frente a los seis del periodo de referencia.

El resto de fenómenos mostraron un menor aumento en general y las olas de frío serían las únicas que disminuirían.

El sur de Europa

No obstante, los países del sur de Europa sufrirían los efectos de estos eventos meteorológicos notablemente más que los del norte: las olas de calor y las sequías matarían a 700 personas por millón cada año en esta región, mientras que en el norte serían tres por cada millón.

"Aunque no se ha abordado directamente en este estudio, algunas clases sociales, además, podrían sufrir más intensamente estos riesgos, como son la gente mayor, aquellos que sufran patologías y los de países más pobres", explican los autores en el trabajo.

"El cambio climático es una de las mayores amenazas para la salud humana del siglo XXI y su incidencia sobre la sociedad estará cada vez más ligada a los peligros meteorológicos", explica Forzieri en un comunicado.

Reducir la expansión de las ciudades y la necesidad del uso del coche, mejorar la planificación urbanística y el uso de las tierras, así como modernizar el aislamiento térmico de los edificios son otras de las soluciones que los autores proponen para reducir estas consecuencias.

Una investigación publicada hoy desvela que la incidencia de este régimen tan solo es patentemente positiva entre aquellos que tienen más dinero. ¿Por qué?

No cabe duda de que entre todas nuestras opciones dietéticas, la dieta mediterránea es la que goza de una mejor reputación. Es la que dispone de un mayor respaldo científico, especialmente en lo que concierne a sus beneficios para la salud de nuestro corazón. El estudio Predimed realizado en España, por ejemplo, concluía en una investigación publicada en 'The New England Journal of Medicine' que una dieta mediterránea enriquecida con frutos secos y aceite de oliva virgen extra reduce en un 30% la posibilidad de morir por un accidente cardiovascular.

Una nueva investigación publicada hoy en el 'International Journal of Epidemiology', no obstante, matiza la bondad universal de mezclar frutas, verduras, pescado, cereales, legumbres y aceite de oliva, y añade un matiz olvidado para que esta dieta sea verdaderamente eficaz: tener dinero o pertenecer a la clase alta. Según las conclusiones del Departamento de Epidemiología y Prevención del Instituto Neurológico Mediterráneo (Neuromed), la consabida reducción del riesgo de sufrir enfermedades cardíacas solo ha podido encontrarse en “personas con un alto nivel educacional y/o unos ingresos más altos”. En el resto de grupos analizados, los investigadores liderados por Giovanni de Gaetano no han podido identificar ninguna diferencia sustancial.

"La calidad de las comidas es tan importante como la cantidad o la frecuencia de consumo".

“Por primera vez, nuestro estudio ha revelado que la posición socioeconómica es capaz de modular las ventajas para la salud ligadas con la dieta mediterránea”, ha señalado la investigadora Marialaura Bonaccio. “En otras palabras, una persona de un estrato socioeconómico en el cual tenga que hacer sacrificios para seguir el modelo mediterráneo es poco probable que obtenga los mismos beneficios que una persona con mayores ingresos, a pesar de que ambos se adhieran a la misma dieta saludable”.

Los investigadores han obtenido los datos del conocido como proyecto Moli-sani, uno de los grandes proyectos epidemiológicos de la salud europea. En el Moli-sani, realizado en la región italiana de Molise, se ofrece a los participantes chequeos habituales sin coste. El objetivo es establecer de forma computerizada un potente banco de datos (el MoliBank) que permita comprender los factores de riesgo ligados a enfermedades degenerativas o cardíacas. Entre marzo de 2005 y abril de 2010, 24.325 personas de 35 años o más prestaron su información al sistema.

¿Por qué?

La investigación también intenta responder la gran pregunta: por qué tan solo los más ricos se benefician de la dieta mediterránea. Básicamente, señalan los investigadores, a que no toda la dieta mediterránea es igual de buena. En otras palabras, las personas con mayores ingresos tienen acceso a alimentos de mayor calidad, mientras que los que pertenecen a los escalones más bajos de la sociedad, por mucho que se alimenten a base de fruta, verdura y pescado, tienen que recurrir a alimentos más baratos. Y sí, esta diferencia se nota.

Las personas con menos recursos económicos se decantan por la comida “con menor valor nutritivo”, aunque forme parte de la dieta mediterránea.

“Entre aquellos que manifiestan una adherencia óptima a la dieta mediterránea (medida a través de una puntuación que comprende las frutas y los frutos secos, las verduras, las legumbres, cereales, pescado, grasa, carne, productos lácteos, y consumo de alcohol), las personas con mayores ingresos o un nivel educativo más alto consumían productos ricos en antioxidantes y polifenoles, y una mayor diversidad en la elección de frutas y verduras”, señala el estudio. Entre esta clase de alimentos suelen encontrarse legumbres como lentejas o judías, frutas y verduras como la remolacha y la berenjena, el tomate o el trigo. Además, las personas más ricas tienen mayor acceso a cereales de grano entero y suelen cocinar dichos alimentos de la manera más nutritiva.

Frente a la idea popular, la dieta mediterránea no llega igual a todos los habitantes de dicha región europea, ni todos los alimentos gozan de la misma calidad. Una vez más, el dinero marca la diferencia. Como recuerdan los autores, “las diferencias sustanciales a la hora de consumir productos que forman parte de la dieta mediterránea nos llevan a pensar que la calidad de las comidas puede ser tan importante para la salud como la cantidad y la frecuencia de consumo”. A menudo, recuerdan los autores, las personas con menos recursos se decantan por la comida “con menor valor nutritivo”.

No solo eso, sino que, como recuerda Gaetano, “la diferencia socioeconómica en la salud se está haciendo mayor incluso en el acceso a las dietas saludables”. Una tendencia que cada vez más investigaciones ponen de manifiesto. Hace unos años, la Escuela de Salud Pública de Harvard publicó un estudio que señalaba que la crisis económica ha acentuado los malos hábitos de las capas más bajas de la sociedad y ha mejorado los de los más ricos. Aunque en general se consumas más frutas, legumbres o grasas poliinsaturadas, su calidad (relacionada con su frescura, conservación o recolección), especialmente en lo que concierne al valor nutritivo, varía sensiblemente.

Tomar siete o más vasos de vino tinto semanales reduce en hasta un 25-30% el riesgo de desarrollo de diabetes tanto en mujeres como en varones.

El consumo excesivo de alcohol, no cabe ninguna duda, es muy prejudicial para la salud. No en vano, este abuso del alcohol, tal y como alerta la Organización Mundial de la Salud (OMS), supone una de las primeras cuasas globales de enfermedad, discapacidad y muerte. Pero, ¿qué ocurre cuando este consumo es leve o moderado? Pues depende del estudio que se mire. Así, por ejemplo, parece que tomar uno o dos vasos diarios de vino tinto no es bueno ni para nuestra cognición ni para nuestros corazones, pero sí para la salud de nuestras arterias. Y asimismo, según muestra un nuevo estudio llevado a cabo por investigadores de la Universidad del Sur de Dinamarca en Odense (Dinamarca), parece que el consumo moderado de alcohol ayuda a reducir nuestro riesgo de diabetes.

Como explica Janne Tolstrup, directora de esta investigación publicada en la revista «Diabetologia», «nuestros resultados sugieren que la frecuencia del consumo de alcohol se asocia con el riesgo de desarrollo de diabetes y que beber alcohol entre tres y cuatro días a la semana conlleva el menor riesgo de aparición de este enfermedad, incluso después de haber tenido en cuenta el consumo medio semanal».

Moderado, que no excesivo

Para llevar a cabo el estudio, los autores siguieron durante un promedio de 4,9 años la evolución de 70.551 adultos sin diabetes que habían respondido a distintos cuestionarios sobre su consumo de alcohol con motivo de su participación en la Encuesta para el Examen de la Salud de Dinamarca 2007-2008 (DAHNES).

 

Los participantes fueron divididos en función de sus patrones de consumo –abstemios, tanto vitalicios como recientes, para así reducir el sesgo derivado de la ‘decisión’ de abandonar todo consumo de alcohol como consecuencia de un problema de salud; consumo de alcohol 1-2 días a la semana; consumo 3-4 días por semana; y consumo 5-7 días a la semana– y de si bebían o no este alcohol en atracones –esto es, cinco o más bebidas de una sentada– y con qué periodicidad.

Concluido el seguimiento, 1.746 participantes –887 mujeres y 859 varones– desarrollaron diabetes. Y de acuerdo con los resultados, las mujeres cuyo consumo promedio se estableció en nueve semanales presentaron un riesgo de diabetes hasta un 58% inferior que aquellas que no bebían alcohol. Una disminución de la probabilidad de padecer la enfermedad frente a los abstemios que en los varones se estableció en un 43% en caso de un consumo de 14 bebidas semanales.

"Beber alcohol entre tres y cuatro días a la semana se asocial al menor riesgo de aparición de la diabetes".

Es más; por lo que respecta a la frecuencia de consumo, el menor riesgo de diabetes se observó en el grupo de participantes que tomaban de tres a cuatro bebidas semanales, lo que supuso una reducción del riesgo frente a los abstemios del 32% en el caso de las mujeres y del 27% en el de los varones.

Y llegados a este punto, ¿qué sucedió con el consumo en atracones? ¿También tiene un efecto protector frente a la diabetes? Pues la verdad es que no se sabe, dado que el número de participantes que reconocieron encuadrarse en este patrón de consumo fue mínimo y, por tanto, no se pudo extraer ninguna conclusión.

Mejor vino tinto

En definitiva, parece que el consumo moderado de alcohol protege frente a la diabetes. Un efecto beneficioso que además es independiente de, entre otros factores, la edad, el peso corporal, el nivel educativo, el hábito tabáquico, la hipertensión arterial y los patrones dietéticos.

Pero, ¿qué son estas 3-4 ‘bebidas semanales’? ¿Todos las bebidas tienen el mismo efecto, hasta el punto de que da igual beber vino o whisky? Pues no. Como indican los autores, «en relación con los tipos de bebida, el consumo moderado-elevado de vino se asoció con el menor riesgo de diabetes. Un resultado en consonancia con lo observado en otros estudios y que puede explicarse por un efecto beneficioso de los polifenoles sobre el azúcar en sangre, lo que confiere un efecto potencialmente protector sobre todo al vino tinto».

Concretamente, las mujeres y varones que tomaron siete o más vasos de vino tinto semanales tuvieron un riesgo un 25-30% menor de diabetes que aquellos que bebieron menos de un vaso a la semana. Una disminución del riesgo que, asimismo y en el caso de los varones, se estableció en un 21% en caso de consumir de una a seis cervezas semanales frente a la toma de menos de una cerveza. Por el contrario, la toma de siete o más bebidas espirituosas a la semana conllevó un incremento de un 83% en el riesgo de aparición de la enfermedad en mujeres.

La adicción a la heroína se ha convertido en un problema de salud en EE.UU. En España, la situación es muy distinta, pero la posible llegada de una vacuna sería una buena noticia.

Las vacunas contra las adicciones como el consumo de heroína, cocaína o nicotina constituyen una gran esperanza para el tratamiento de las personas con adicción a drogas. En los últimos años se han presentado vacunas candidatas para la adicción a la cocaína o a la nicotina. La última en llegar desde EE.UU. ha sido la vacuna para la heroína.

Investigadores del Instituto de Investigación Scripps (EE.UU.) han desarrollado una vacuna para la heroína que ha demostrado tener éxito en primates. La vacuna ha demostrado prolongar su efecto hasta ocho meses después de haber sido administrada. Es la primera vez que una vacuna contra un opiáceo pasa esta fase de ensayos y esperan iniciar en breve un estudio en humanos. «Creemos que es una candidata segura para el ensayo con seres humanos», aseguró Kim Janda, coordinador de la investigación.

Tal y como explican en el artículo publicado «The Journal of the American Chemical Society», la vacuna funciona enseñando al sistema inmunitario a producir anticuerpos contra la heroína. La finalidad, explica a ABC Pedro Seijo Ceballos, Director CTA (Centro de Tratamiento Ambulatorio de Adicciones) de Villamartín (Cádiz) y miembro de la Junta Directiva Socidrogalcohol, «la vacuna impediría que la heroína llegase al cerebro, bloqueándose el efecto de ésta y rompiéndose la cadena de consumo-efecto de la sustancia-refuerzo y vuelta al inicio, a consumir (recaída)». Y aunque reconoce que supondría un «importante avance terapéutico», matiza que esta vacuna «previene la entrada de heroína al cerebro. pero no protege contra el uso de otros opiáceos. Por tal razón –apunta-, en EE.UU. se está evaluando una vacuna multivalente que bloquee la heroína y otros opiáceos (oxicodona y morfina). Y, además, en la medida que están aumentando las sobredosis por fentanilo y derivados, también se está desarrollando una vacuna contra estos opiáceos. De animales vacunados con esta vacuna se van a comenzar a obtener anticuerpos monoclonales contra fentanilo que pueden ser muy útiles en el tratamiento agudo de la sobredosis».

"La vacuna impediría que la heroína llegase al cerebro, bloqueándose el efecto de ésta y rompiéndose la cadena de consumo-efecto de la sustancia-refuerzo y vuelta al inicio, a consumir (recaída)".

A fecha de hoy, añade este psiquiatra, faltan estudios toxicológicos en animales y la disponibilidad de una formulación de la vacuna que cumpla los estándares para la administración en humanos. Si todo va bien, «faltan aproximadamente unos tres años para hacer estudios en humanos». Aunque, «sin lugar a dudas, sería un arma terapéutica muy potente, que ayudaría a tratar intoxicaciones y prevenir las recaídas».

La nueva vacuna llega en un momento preocupante debido a la epidemia de heroína en EE.UU., país en donde en 2016, las drogas acabaron con la vida de cerca de 60.000. De éstas, 35.000 perecieron por sobredosis de heroína. La situación en Europa, aunque mejor, no es para estar tranquilos, ya que se ha detectado un repunte en el consumo de heroína. Esta droga sigue siendo hoy en día la principal causa de muerte por sobredosis en España.

Seijo no obstante apunta que las características que han contribuido al desarrollo de esta epidemia en EE.UU. no se dan en la actualidad en España. « El problema es cómo han manejado el tema de opiáceos en ese país», asegura por su parte Nestor Szerman, jefe de Salud Mental del Hospital Gregorio Marañón. Según Seijo, en EEUU se produce por un «aumento indiscriminado de prescripción de fármacos opioides (analgésicos) que generan adicción y en ocasiones, las personas con adicción pasan a consumir heroína que puede resultar más fácil de conseguir y más barata. También ha contribuido la venta de fármacos por Internet, la mayoría de los proveedores procedentes de Asia.

España

¿Y en España? En nuestro país, según el “INFORME 2016. Alcohol, tabaco y drogas ilegales en España”, publicado por el Plan Nacional sobre Drogas (PNSD), en el año 2014 el número de admitidos a tratamiento por consumo de heroína fue de 10.911, «lo que supone el valor más bajo desde que se inició el registro de este indicador». Este descenso, explica el psiquiatra andaluz se refleja tanto en las personas que solicitan tratamiento por primera vez (2.356) como las que son readmitidas a tratamiento (8.555 personas), y supone la cifra más baja desde 1991.

Una persona en un centro de rehabilitación.

El uso de terapias basadas en el ARN permite rejuvenecer las células de niños con progeria al aumentar la longitud de sus telómeros

El envejecimiento es un proceso natural que a día de hoy, si bien se puede 'maquillar' con mayor o menor éxito, no se puede detener. Menos aún revertir. Y es que según pasan los años, nuestras células envejecen, por lo que para lograr un rejuvenecimiento 'real' –que no meramente estético– es necesario revertir el envejecimiento en todas y cada una de las células que conforman nuestro organismo. Un logro que si bien ha constituido el objetivo de infinidad de estudios, aún no se puede conseguir. O así ha sido hasta ahora, dado que investigadores del Hospital Metodista de Houston (EE.UU.) parecen haber encontrado la forma de lograr la manera el rejuvenecimiento de las células humanas. Un avance que, si bien puede resultar muy beneficioso para la población en general, resulta especialmente importante en el caso de los niños afectados por la progeria.

Como explica John P. Cooke, director de esta investigación publicada en a revista «Journal of the American College of Cardiology», «ya podemos detener, o cuando menos ralentizar, el envejecimiento acelerado. Nuestro próximo paso será tratar de trasladar la terapia empleada en nuestro estudio a la práctica clínica. Y para ello, el objetivo es mejorar las actuales terapias celulares. Quiero desarrollar una terapia para los niños con progeria y dar así respuesta a una necesidad que aún no ha sido resuelta».

Células envejecidas

El equipo dirigido por John Cooke lleva años estudiando las células de niños con progeria, una enfermedad genética rara en la que el envejecimiento se dispara y acelera cuando los afectados solo han cumplido su primer o segundo año de vida. El resultado es que los niños muestran un aspecto típico de anciano, con piel arrugada, huesos y articulaciones frágiles, pérdida del pelo y vello corporal y fallos en distintos órganos. De hecho, y como consecuencia de este envejecimiento acelerado, los afectados suelen fallecer al alcanzar la adolescencia.

 Como apunta John Cooke, «estos niños suelen fallecer de un ataque al corazón o un ictus cuando solo cuentan con 13, 14 o 15 años de edad. Y si bien hay terapias beneficiosas, tan solo añaden de media un años de vida o dos a la vida de estos niños. Queríamos hacer algo que mejorara la calidad de vida de estos menores y que les permitiera vivir más años, por lo que nos dedicamos a estudiar sus células para ver si podíamos mejorar la función celular».

Concretamente, los autores se centraron en el estudio de los telómeros, esto es, las regiones de ADN situadas en los extremos de los cromosomas y que juegan un papel esencial en la estabilidad del material genético y en el mantenimiento de la juventud de las células. El problema es que con cada división celular –o lo que es lo mismo, según envejecemos–, los telómeros se acortan. Y una vez alcanzan una longitud mínima crítica, las células entran en un estado de senescencia –es decir, envejecen hasta el punto de perder la capacidad de dividirse– o, simplemente, mueren.

"Ya podemos detener, o cuando menos ralentizar, el envejecimiento acelerado".

Los resultados mostraron que las células de los niños con progeria tienen unos telómeros mucho más cortos que los del resto de la población. Tal es así que puede suponerse que la restauración de la longitud normal de estos telómeros conlleve una mejora una mejora de la función de la célula y de su capacidad de dividirse. O lo que es lo mismo, conlleve un rejuvenecimiento de la célula.

Como indican los autores, «todos sufrimos la erosión de los telómeros con el paso del tiempo, y muchas de las cosas que les pasan a los niños con progeria también nos pasan a nosotros, si bien a un ritmo no tan acelerado. Y lo que muestra nuestro estudio es que si podemos revertir el proceso de acortamiento de los telomeros en las células de estos niños y, por tanto, alargarlos, podemos revertir un gran número de problemas asociados al envejecimiento».

Pero, ¿qué se puede hacer para alargar, o lo que es lo mismo, rejuvenecer, estos telómeros? Pues los autores utilizaron una tecnología denominada 'terapia basada en el ARN', en la que se inocula en las células un ARN que codifica una proteína específica, en este caso concreto una enzima llamada 'telomerasa' que aumenta la longitud de los telómeros. Y como muestran los resultados alcanzados con células humanas, la técnica funciona bastante bien y de forma muy rápida –en tan solo unos pocos días.

Como refiere John Cooke, «los más inesperado de nuestro trabajo fue el efecto que la tecnología para la extensión de los telómeros tuvo sobre las células, que funcionaron y se dividieron en mayor medida y de forma completamente normal. Es decir, aumentamos la esperanza de vida de estas células y mejoramos su fucionalidad».

Aún habrá que esperar

El estudio ha sido llevado a cabo con cultivos celulares, por lo que aún deben esperarse algunos años –«no demasiados», según informan los propios autores– hasta que los beneficios derivados de esta técnica lleguen a la práctica clínica. Y no solamente para el tratamiento de la progeria, sino para revertir muchas de las enfermedades asociadas a la edad.

Como concluye John Cooke, «como médico, la mayoría de la enfermedades que veo en la consulta son causadas por el envejecimiento. En torno a una tercera parte de la población de Estados Unidos muere por infartos agudos de miocardio e ictus. Si podemos solucionar esto, entonces podremos solucionar muchas enfermedades».