Lima y Heredia califican de “nefasta” la gestión del anterior Gobierno en materia de tráfico y consideran que está relacionada con el incremento de la siniestralidad.

La coordinadora del Grupo Parlamentario Socialista en Málaga y senadora, Fuensanta Lima y el diputado, Miguel Angel Heredia han denunciado un recorte del 7% de agentes de la Guardia Civil de Tráfico con el PP en el Gobierno, según se reconoce en una reciente respuesta parlamentaria.

Heredia y Lima señalan que se ha pasado de 265 agentes a finales de 2011 a 247 en marzo de 2018. Un significativo descenso que se ha registrado en todas y cada una de las Comunidades Autónomas de nuestro país.

Aunque el déficit es aún mayor, ya que con fecha marzo de 2018 debería haber 277 agentes de la Guardia Civil según el Catálogo, pero sólo hay, los citados 247; esto supone que el 11% de esta plantilla el anterior Gobierno del PP la dejó sin cubrir.

Lima considera “intolerable” dicho recorte sobre todo, teniendo en cuenta la importancia de la labor que desempeñan estos agentes, que tienen como misión específica la vigilancia, regulación, auxilio y control del tráfico y del transporte, y la seguridad vial en el ámbito de las vías interurbanas.

El Gobierno del PP también reconoció en una respuesta anterior que había “recortes en el número de vehículos de la Guardia Civil de Tráfico en los últimos dos años”. Es más, “hubo recortes hasta en el material para hacer los controles de alcohol y de drogas” a pesar de que “los positivos aumentaron”.

“La gestión del anterior Gobierno del PP ha sido lamentable y esa nefasta gestión estuvo relacionada el incremento de la siniestralidad”, afirma el diputado socialista.

Heredia ha mostrado su preocupación por el fuerte incremento de las víctimas mortales en accidente de tráfico en los últimos años en la provincia de Málaga. Un total de 39 personas perdieron la vida en accidentes de tráfico en las carreteras de nuestra provincia en 2017, ocho más que en 2016, lo que representa un incremento del 26%. Un aumento brutal, si lo comparamos con el aumento nacional que ha sido del 3,3%. Además 2017 ha supuesto el peor registro desde 2010 en las carreteras malagueñas.

Heredia señala que entre los motivos de este incremento también están «la falta de inversiones en materia de carreteras».

En este sentido, asegura que con el PP «no hubo inversiones en mejora de asfalto ni en eliminación de puntos negros». También incide en que «las inversiones en carreteras brillaron por su ausencia con el anterior Gobierno.