Finalizadas las obras de cimentación y encofrados de hormigones de las pasarelas de madera de la Gran Senda Litoral en el Río Chíllar y Río Seco, las pasarelas se encuentran en la fase de traslado de éstas para su instalación. «Al ser un traslado con vehículos especiales hay que mantener un tiempo de espera para la coordinación del transporte desde su procedencia de origen, Asturias, hasta nuestro municipio», explica el edil delegado de Infraestructuras, José María Rivas.

Pasado este trámite, en un corto espacio de tiempo estarán en el municipio para su instalación, «se espera que sea para principios de la semana que viene. Además, seguimos trabajando, con recursos íntegramente propios, en las obras de acondicionamiento del entorno de dichas pasarelas».

Estas pasarelas prefabricadas tienen el objetivo de mejorar las accesibilidad y aumentar la movilidad peatonal de los vecinos/as y visitantes, lo que supone un aumento de las infraestructuras turísticas en el municipio permitiendo así el uso y disfrute del entorno de los Río Chillar y Río Seco.